2017-12-25 18:12 Real Madrid Por: Ricard Cardona

El Madrid ya está ganando la Champions de 2023

El club sabe que para seguir ganando en Europa tiene que apostar por valores de futuro



Florentino Pérez sabe que en esto del fútbol más vale renovarse o se corre el riesgo de morir de éxito. Es por ello que el presidente está construyendo, poco a poco, el Madrid del futuro que asegure la hegemonía blanca en Europa para la próxima década.

El presidente blanco está dejando muy claras cuáles son sus intenciones. Ningún despilfarro en fichajes galácticos, incorporación de jóvenes valores con mucho futuro (Theo Hernández y Ceballos) y recuperación de jóvenes de la cantera cedidos (Marcos Llorente, Mayoral y Vallejo). Las intenciones del Real Madrid son claras y su presidente ha preferido destinar el dinero a retener a los cracks que ya militan en la plantilla blanca antes que reforzarla con un gasto millonario con estrellas de fuera que en ningún caso pueden garantizar un rendimiento superior al de los que ya están.



Cuando el Madrid ya lleva ganadas tres de las últimas cuatro Champions, el club ya está pensando en la Champions de 2023. O dicho de otras palabras, Florentino cuenta con Zidane para que gane la Champions de aquí a cinco años con nombres como Asensio, Ceballos, Llorente y compañía. La guinda del pastel será la vuelta de Odegaard.

Martin Odegaard sigue madurando

La intención del técnico francés es que Odegaard siga el mismo camino que tomó Marco Asensio antes de recalar en el Santiago Bernabéu. A pesar de que el jugador se ha asentado en la Eredivisie, el fútbol español es muy distinto, por lo que 'Zizou' considera que el medio debería tener una experiencia en Primera División para adaptarse a la máxima exigencia de LaLiga. Será entonces cuando, en caso de tener un buen rendimiento, se le abrirían las puertas del equipo blanco.

Dos años y medio después de su llegada, el noruego ha renovado contrato con el Real Madrid hasta el 30 de junio de 2021. Su vinculación actual terminaba en 2018 y la entidad madridista no ha tenido duda alguna en forzar la máquina para llegar a un acuerdo, aumentando los años y la cláusula de rescisión de su contrato.



Odegaard (18 años) sigue cedido una temporada más en el Heerenveen holandés, completando una formación en un equipo y un ambiente más propicio que pudiera ser el del Castilla en Segunda B. La confianza hacia el jugador es total y después de la inversión y el esfuerzo hecho en 2015 para lograr su fichaje, se continúa teniendo confianza absoluta en que puede ser un jugador importante. ya están.


Deja tu Comentario