2018-01-01 18:01 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

La dieta milagrosa que ha llevado a Messi a lo más alto

El futbolista argentino del Barça lleva años cuidando su alimentación como oro en paño



Los inicios de Leo Messi no fueron nada fáciles. El argentino siempre despuntó por su talento descomunal, sin embargo, su debilidad física y fragilidad le llevaron a poner en riesgo su carrera futbolística. Para el recuerdo quedan imágenes de Messi llorando abandonando el terreno de juego tras un nuevo pinchazo en sus abductores. Ahora Messi es un ‘animal’ físico y su rendimiento lo agradece. De hecho, sería imposible explicar la consagración del mejor futbolista de la historia sin esta evolución física.

Clave en la evolución de Messi

Gran parte del talento de Messi viene dado por su fortaleza en el tren inferior, al igual que su habilidad y rapidez, por lo que una buena masa muscular es fundamental. Y, en todo este proceso, ha tenido un papel primordial la dieta que le preparó hace ya muchos años el doctor italiano Giuliano Poser.



Giuliano Poser, doctor italiano especializado en nutrición en el deporte. Siguiendo los principios de la kinesiología (disciplina que favorece el bienestar actuando en las reacciones musculares) habría también ayudado al argentino a superar sus problemas musculares recurrentes de las últimas temporadas. 

Actualmente, Messi viaja a Itala regularmente para visitarse con su médico nutricional. Desde el club azulgrana, que también cuentan con nutricionistas de élite, entienden que esta situación no sería la ideal pero que, tratándose de Leo Messi, lo mejor es adaptarse a la situación y trabajar de la mano con el doctor Poser.

La dieta milagrosa de Leo Messi



El propio Poser utiliza el concepto ‘Dieta Gasolina Super’ para definir la estrategia alimenticia del crack mundial, y que se basa en los siguientes principios: “agua, un buen aceite de oliva, cereales integrales y frutas y verduras frescas biológicas, o sea no contaminadas con pesticidas, herbicidas y demás, porque eso hace mucho daño al organismo. También son muy buenos los frutos secos y las semillas”, explicó al diario italiano Corriere della Sera

Entre otras pautas, el doctor explicó que “el azúcar es lo peor que hay para los músculos. Mientras más lejos se esté del azúcar, mejor. Las harinas refinadas también son un gran problema, esencialmente porque hoy en día es muy complicado encontrar un grano de trigo sano, sin contaminar”.

Asimismo, recomienda precaución con la sal: "poquito, porque la necesitan los músculos y el cuerpo en general". También tuvo que ajustar las cantidades de carne que consumía Leo Messi, acostumbrado a darse buenos festines a través de todo tipo de tocinos: "la carne debe consumirse en la medida justa. Muchísimo menos de lo que habitualmente comen los argentinos y uruguayos, porque es un alimento difícil de digerir para el organismo".

 


Deja tu Comentario