2018-01-05 08:01 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

Con dos penaltis y contra 10: Así gana el Madrid

Nuevo atraco en favor a los merengues, esta vez con 'Los Pajaritos' como escenario.



El año nuevo parece no haberle sentado nada bien al Real Madrid, cuyo juego sigue siendo igual de errático y feo que cuando terminó 2017. Los merengues abrían los octavos de Copa ante un rival débil como el Numancia, pero ni aun con la suerte de enfrentarse a un Segunda División los de Zidane pudieron ganar sin depender de su jugador número 12: el árbitro. La manita que echó el colegiado expulsando a un jugador local, pitando un penalti a favor de los blancos del todo inexistente y tragándose dos penas máximas de libro cometidas sobre el equipo rojo, demostró que todavía queda mucho por hacer para que el fútbol español sea justo.

En el minuto 31 llegó la primera muestra de indignación de la afición numantina: Theo Hernández agarró a Dani Nieto dentro del área, tirándole al suelo de forma clarísima. Sin embargo, el árbitro no quiso ver la infracción y el ex del Atlético se fue de rositas. Todavía se tragaría un penalti más: el de Nacho a Higinio, con el que Estrada Fernández adornó todavía más su ridículo amonestando a este último por simular una caída, para la cólera de la hinchada local.



Sin embargo, el árbitro no titubeó ni un instante cuando le tocó pitar a favor del Real Madrid. El supuesto e inexistente penalti sobre Lucas Vázquez que utilizó Bale para encarrilar la victoria de los de Zidane no debió ser pitado, y por si no fuera suficiente ayuda del colegiado, este se encargó de 'matar' del todo el partido cuando enseñó la tarjeta roja a Diamanka por una entrada a Nacho que en el bando contrario hubiera significado, como mucho, una amonestación.

No hay duda: el mejor regalo de Navidad para el Real Madrid ha sido que los árbitros renueven su fidelidad.

El penalti del de Theo a Dani Nieto que el árbitro se tragó.


Deja tu Comentario