2018-01-15 17:01 FC Barcelona Por: Redacción MB

Las charlas y conjuras no sirven para nada en el Real Madrid

La charla que realizó Zidane con su plantilla no tuvo ningún efecto en el partido ante el Villarreal



La semana comenzó movida en Valdebebas después de que Zidane decidiera dar una charla de casi una hora a sus jugadores antes del primer entrenamiento de preparación para el encuentro ante el Villarreal (0-1). Eso ocurrió tras no pasar del empate en Balaidos y ponerse a 16 puntos del Barça. Pues bien, se ha comprobado que esa conjura del vestuario no tuvo ningún efecto, ya que la distancia con el Barça se ha aumentado a 19 tras caer en casa ante el equipo amarillo.

Zidane dijo que la culpa era suya y que todos remaban en la misma dirección y en el mismo barco. Pero la realidad es bien distinta. Ni entre semana ante el Numancia, donde también se empató en casa, ni en el fin de semana en LaLiga donde se perdió, el equipo ha dado la cara. No parecían remar en la misma dirección y daba la impresión de que cada futbolista pertenecía a un barco diferente.



El Madrid de Zidane se ha quedado sin ideas. Ya no hace un fútbol ni bonito ni efectivo y la suerte de la que tanto beneficio han sacado en los últimos tiempos, se ha vuelto en su contra, perdiendo o empatando partidos en los instantes finales de los encuentros, los minutos favoritos, históricamente, por ese equipo.

La plantilla, culpable

No obstante, y aunque Zidane es el director del equipo, la afición señala a la plantilla como la principal culpable de la mala situación del conjunto. Así lo ha anunciado el diario MARCA tras una encuesta que ha realizado, y es que la plantilla es la principal culpable de la dinámica mala del Madrid.

Ni charlas, ni conjuras, ni la flor de Zidane van a salvar esto, que tiene muy mala pinta, y que tal y como han afirmado algunos de los jugadores blancos, se va a tener que defender la cuarta posición que ahora mismo ocupan con uñas y dientes para empezar, a partir de ahí, a crecer en la tabla, si se puede.



El Real Madrid sólo gana la mitad de partidos... y con ayudas.

Del total de 18 partidos disputados hasta ahora por parte merengue, sólo han sabido ganar la mitad. El resto -5 empates y 4 derrotas- han evidenciado la desconexión total de un equipo que incluso ha llegado a precisar en varias ocasiones ayudas arbitrales para su victoria, mostrando un juego lamentable e indigno de cualquier aspirante a ser campeón de Liga o de cualquier título.

Habrá que ver hasta donde llega la mala racha merengue. Lo que sí es seguro es que todo el mundo ya da por descartado al equipo blanco en la pugna por la Liga. El Triplete será, un año más, misión imposible para Florentino.


Deja tu Comentario