2018-01-15 00:01 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

Los sucios y groseros "valors" de Jordi Alba en forma de peineta

Jordi Alba regaló una peineta al público y se acordó del Real Madrid al final del partido.



Jordi Alba volvió a dar la nota una vez más, esta vez en Anoeta, por su falta de escrúpulos y mala educación. A las aficiones las multan cuando su comportamiento no es correcto. ¿Para cuándo una sanción ejemplar para este tipo capaz de provocar, con reincidencia, al público? Hoy la ha vuelto a hacer.

Jordi Alba es reincidente:  ya hizo el mismo gesto en el Bernabéu

Las cámaras de Movistar Plus sorprendieron a Jordi Alba haciendo una peineta al público. Jordi Alba, a día de hoy, todavía no se ha enterado de que en cada partido hay más de 20 cámaras que lo captan todo.  "Me han pillado, ¿no?", ha dicho. "Perdón si a alguien le ha molestado. También me dicen de todo a mí y me lo tomo como parte del espectáculo". Pues nada, a seguir así, que lo hace muy bien y deja aún mejor retratados los valors de los que presume su club. El problerma de Jordi Alba es que no es la primera vez y ya es reincidente en este tipo de comportamientos -en el Bernabéu protagonizó uno de ellos- aunque parece que tiene bula para hacer lo que le plazca en un terreno de juego. 



"En ningún momento quería molestar a nadie. Al que se lo he hecho seguro que se vendría a cenar conmigo si me conociera de verdad". Así de buena persona es Jordi Alba. Tan majote como maleducado y grosero. Normal, también, que se acordara del Real Madrid: "Cuando van mal, allí lo tapan. Tienen esa virtud de taparlo más. La gente de Barcelona es más critica y a los jugadores del Barça les ayuda que sea así". Hablando de taparse, mejor se tape Jordi Alba.


Deja tu Comentario