2018-01-23 17:01 FC Barcelona Por: Redacción MB

¿Le quieren tomar el pelo al Barça con Aleix Vidal?

El Barça decide no escuchar al Sevilla porque cree que les están tomando el pelo



El fichaje de Aleix Vidal por el Sevilla FC parecía hecho. Pero los acontecimientos han dado un giro inesperado y el Barça estudia declinar cualquier oferta que llegue desde Nervión por el futbolista porque creen que el Sevilla quiere sacar beneficio y perjudicar al club azulgrana.

Cuando el jugador fichó por el Barça, lo hizo por 18 millones de euros más 4 en variables. Y el Barça cree que su valor no ha disminuido lo suficiente para poder aceptar lo que ofrece el Sevilla. Y es que el club andaluz quiere al futbolista cedido, sin pagar ni un solo euros por cuatro años y con una compra que estaría condicionada por la clasificación del equipo en Champions este año. 



El Barça cree que esta oferta es una tomadura de pelo, ya que se piensa que el hecho de que no se haya ofrecido un precio fijo por su fichaje hace que el Sevilla esté jugando con el conjunto culé.

Y es que el club catalán se ha mostrado firme en su postura de no regalar al jugador. Piden 12 millones más tres en variables, aunque una oferta similar, y cercana a los 10 millones haría que las posturas entre clubes se acercasen. Pero el Sevilla no quiere pagar por llevarse a un futbolista y el Barça quiere recuperar la parte proporcional que no se ha amortizado de su llegada a ‘Can Barça’.

Qué pide el Barça

Si la operación se acaba sellando tal y cómo está planteada en el FC Barcelona, Aleix llegaría a Sevilla mediante un traspaso, nunca como cesión. El acuerdo entre jugador y el club andaluz está cerrado y solo falta que los clubes se pongan de acuerdo. Eso sí, el Barça tiene claro que no regalará a un jugador que considera muy útil.



La cantidad del traspaso es lo que más está enquistando la operación. Las cantidades que los de Nervión quieren abonar distan bastante de lo que quiere sacar el Barça. El club catalán, que en este mercado invernal ya ha demostrado su dureza a la hora de exprimir las ventas, quiere sacar lo que le costó hace dos años. En las próximas horas se esperan nuevos contactos entre los clubes para acercar posturas.

El Barcelona sabe que su objetivo está muy lejos de la oferta del Sevilla y que juega en contra la voluntad del jugador, que ve con muy buenos ojos salir de nuevo al Pizjuán. En cualquier caso, el club azulgrana juega con la baza del interés mostrado en otros clubes europeos (entre ellos el Inter y algunos ingleses) por Aleix para tensar la cuerda, rivales que pondrían más dinero que los de Nervión sobre la mesa por el lateral.


Deja tu Comentario