2018-01-25 09:01 Real Madrid Por: Ricard Cardona

Zidane paga por vender en verano y no fichar en invierno

Los errores en la toma de decisiones sobre altas y bajas pesan mucho en los resultados.



No es casualidad que los malos resultados y la falta de según qué recursos se hayan apoderado de la dinámica del Real Madrid. Al poco espíritu y la poca motivación mostrada últimamente por el equipo merengue se le ha sumado la inexistencia de jugadores revulsivos que den esperanzas para un cambio. Al contrario, Zidane se ha encontrado de golpe con las consecuencias de los errores del club a la hora de gestionar las altas y las bajas, unos desajustes que tienen sus orígenes en el pasado verano y que se han ido encadenando también este mercado de invierno.

El primer error fue desprenderse de algunos jugadores importantes el pasado verano. En especial, a delanteros como Morata o Mariano, que ahora están despuntando en sus respectivas etapas en la Premier y en la Ligue 1, los está echando mucho de menos un equipo blanco que acusa la falta de pegada y que posee unos registros goleadores extremadamente bajos, nunca vistos desde hace muchos años.



El Real Madrid paga su inmovilismo en invierno.

Las marchas de otros jugadores experimentados como Pepe o James Rodríguez han sido ocupadas por futbolistas jóvenes, sin rodaje ni agallas para imponer su motivación en estos momentos complicados. Este ha sido el segundo error, que ha empeorado todavía más con el inmovilismo merengue en este mercado de invierno. Las opciones de fichajes fueron reduciéndose hasta sólo incluir al portero Kepa, que para más inri terminó renovando con el Athletic.

Ha tenido que suceder un desastre para que Florentino y Zidane hayan decidido mover ficha cuanto antes y armar un buen equipo para el próximo curso. Aunque, visto lo ocurrido, puede que ni el marsellés siga en el banquillo blanco.


Deja tu Comentario