2018-02-07 08:02 Real Madrid Por: Ricard Cardona

Courtois no puede ser más claro: ¡Florentino, fíchame!

El portero belga ha dado el paso esperado para acercarse al Santiago Bernabéu.



Después de no haber hecho ningún movimiento en la pasada ventana invernal de fichajes, todo el mundo espera que el Real Madrid por fin mueva ficha cuando termine la presente temporada. Lo exige la planificación deportiva del club y también los resultados cosechados esta temporada, donde a mes de febrero ya no se opta a dos de los tres títulos posibles. La portería parece el primer sitio donde habrá cambios importante, y desde Londres Thibaut Courtois ya va allanando el terreno para asegurarse de que se convertirá en el portero elegido por Florentino de cara al próximo curso.

Después de marear al club 'blue' con su renovación y demás, el meta belga ha dado un paso más, esta vez decisivo para darle a entender al mandatario merengue que sólo quiere fichar por el Real Madrid. Esta vez, ha sido con un guiño a la capital española, donde vivió como portero del Atlético y donde tiene a su familia: "Mi situación personal está relacionada con la ciudad de Madrid, eso es sabido. Mis dos hijos viven allí con su madre. Tengo a mi hija todos los días en el Facetime. A menudo me dice que me extraña. Mi hijo es demasiado pequeño para que nos comuniquemos así", ha apuntado en una entrevista reciente.



"Mi corazón está en Madrid".

El contrato de Courtois con el Chelsea termina en 2019, por lo que hay muchos números para que el club londinense le traspase. Mientras tanto, el guardameta ha seguido con su guiño al club merengue: "Siempre que tengo la oportunidad, intento hacer un viaje de regreso a España. Como situación, no siempre es fácil. Sí, mi corazón está en Madrid. Es lógico y comprensible".

Por si fuera poco su ofrecimiento, luego ha terminado de explicarse ya de forma menos sutil: "Si me quieren, tienen que contactar con el Chelsea. Eso ya lo veremos. Pero nunca lo hicieron. Lo cierto es que algún día volveré a Madrid. Amo España, amo esa ciudad, pasé tres años maravillosos allí. Ahí es donde crecí", ha asegurado el crack, que no ha dado margen a otra interpretación que no sea su voluntad de recalar en el Bernabéu. Ahora el balón está en el tejado de Florentino.


Deja tu Comentario