2018-02-09 08:02 Real Madrid Por: Ricard Cardona

La gran farsa de Piqué con su lesión imaginaria

El culé ha quedado en evidencia por su victimismo y sus mentiras, que ya no tienen excusa.



Gerard Piqué sigue sin aprender a comportarse en contextos que requieren profesionalidad y madurez. El culé, que fue noticia por sus pataletas en el pasado derbi de Barcelona ante el Espanyol, sembró la preocupación entre la afición culé por una supuesta lesión en la rodilla, fruto de un choque con el perico Gerard Moreno y que tanto el jugador como la prensa blaugrana se esforzaron en criminalizar, añadiendo que el '3' podría estar de baja durante varias semanas y se perdería compromisos importantes. Sin embargo, parece que tuvo una recuperación milagrosa, porque anoche estaba sobre el césped de Mestalla. Eso o todo ha sido una gran farsa fruto de su victimismo.

El caso es que anoche apenas se le vio una muestra de dolor en su rodilla. Esta lesión importante que desde alrededor del Camp Nou se han esmerado en pintar como seria no le privó de jugar más de 80 minutos en un partido de alto voltaje y de suma exigencia física como una semifinal de la Copa en Mestalla. Nada que ver con las previsiones que se hicieron apenas unos días.



Piqué, de una baja de 15 días a sólo 4.

Sin embargo, la prensa culé ya había logrado su objetivo. Poniendo un margen de 15 días de lesión, podría culpabilizar a Gerard Moreno y, por ende, a todo el Espanyol por los altercados que hubo en el campo de Cornellà-el Prat la semana pasada. Lo que también sabían es que en vez de dos semanas, con tres o cuatro días Piqué ya estaría listo y preparado. Pero esto ha sido minimizado de cara a la opinión pública.

De nuevo, las patrañas y las mentiras de Piqué y compañía han servido para adornar el juego sucio blaugrana, que ha logrado su objetivo de sacar el billete para la final de la Copa del Rey.


Deja tu Comentario