2018-02-27 16:02 Real Madrid Por: Redacción MB

La prensa inglesa deja verde a Guardiola por su lacito

En Inglaterra critican la actitud del entrenador y su postura política, al que le indican que hay otros momentos para la reivindicación



La utilización del lazo amarillo de Pep Guardiola en Inglaterra está trayendo cola. La Federación Inglesa prohibe este tipo de apoyos, por lo que se expone a una dura sanción, que por otra parte, el catalán ha aceptado en una postura desafiante.

Esa desobediencia en la pasada final de la Copa de la Liga ante el Arsenal ha supuesto que muchos medios de comunicación se hayan sumado a la crítica ante el técnico. Algunos de esos medios, como ‘The Guardian’, hacen un símil con la Alemania Nazi y las muestras de Guardiola ante Cataluña: “Un saludo que hoy en día es difícil mirar sin hacer una mueca”.



El mismo medio continúa su explicación añadiendo: “Al considerar el caso de Pep Guardiola y el lazo amarillo los líderes de la FA podrían mirar hacia atrás, a sus propios predecesores, y en particular a los eventos de 1938,cuando ordenaron al equipo de fútbol de Inglaterra realizar el saludo nazi en el estadio olímpico de Berlín”.

‘The Guardian’ no desaprovecha la ocasión para recordar al entrenador del Manchester City que hay momentos para todo, y que una Final de un campeonato futbolístico, tiene sus límites: “La única forma de resolver la disputa es que ambas partes compartan una conversación en la que cada uno esté dispuesto a escuchar respetuosamente el punto de vista del otro. Sabemos que Guardiola se defenderá con convicción. La pregunta es si la FA, históricamente tan carente de buen juicio y capacidad de tomar medidas decisivas, posee una voz capaz de exponer los contraargumentos. ¿Quién puede decirle al orgulloso catalán, con la sabiduría y la sutileza con que podría responder, que hay un momento y un lugar para todo, y que el área técnica podría no ser el lugar adecuado para una muestra de lealtad que no tiene nada que ver con la ocasión?”.

Embajador de Qatar

Asimismo, y en un acto de mostrar la hipocresía de Guardiola, el mismo periódico ha resaltado que hace un tiempo Guardiola ejercía como embajador de Qatar, algo que contrarresta con su actual situación política: “Alguien podría también señalarle a Guardiola que hace 10 años estaba actuando como embajador a sueldo del Mundial de Qatar. ¿Cómo se siente al respecto ahora, tras las revelaciones sobre el uso por parte del estado del Golfo de sus controvertidas leyes laborales para restringir los derechos de los trabajadores inmigrantes que construyen sus nuevos estadios, y la aparente indiferencia hacia docenas de muertes en el proyecto? En el ojo de la historia, su disposición hacia los cataríes podría parecer apenas más defendible que la capitulación de la FA en Berlín”.




Deja tu Comentario