2018-03-07 18:03 Real Madrid Por: Redacción MB

El jugador del PSG que carga contra Neymar y Mbappé

Julian Draxler habla de una derrota merecida y de una falta de despunte de Neymar y Mbappé



Al alemán Draxler no le ha sentado nada bien no tener un papel protagonista en la eliminatoria ante el Madrid. Ni en la ida ni en la vuelta, el alemán ha sido titular, y después del partido de anoche, donde su equipo volvía a ser derrotado y por tanto caía de la competición, comentó que “merecimos perder”.

Además, afirmó que se había gastado más de 400 millones de euros para tener un cambio en el equipo, sin embargo no se ha producido, culpando a los dos nuevos fichajes, Mbappé y Neymar, de que su equipo no haya alcanzado los cuartos de final de la competición.



Concretamente, el teutón afirmaba que “el Madrid jugó tranquilamente y no estaba nervioso. Hicimos rodar el balón, pero no puedes ganar solo con eso. Debes presionar al Madrid cuando pierdes 1-3. No solo hacer pases y esperar que el gol caiga del cielo. Merecimos ser eliminados. Este verano gastamos 400 millones de euros y dijimos que era para cambiar y al final ni pasamos de ronda”, en lo que también se convertía en un claro ataque hacia su entrenador, Emery, quien no ha sabido gestionar bien este partido, según Draxler.

Además, en relación a su cambio y a Emery, también ha dicho que: “Él no se inmutaba y no lo entendía. No sé lo que pasó, estaba sorprendido y enfadado. El 1-1 no cambió nada para nosotros. Creía que debíamos seguir presionando y jugando al ataque”.

El Madrid, a por Neymar

Si la eliminación del PSG no ha sido suficiente, la tensión llega desde las directivas de ambos clubes. Sobre todo, después de que Florentino Pérez y el resto de mandatarios blancos dijeran "basta" ante la campaña de violencia que ha generado el PSG previo al partido.



El Madrid se ha quejado formalmente al PSG por su juego sucio en la comida de directivas. Recordemos que desde que terminó el partido de ida, la afición parisina y el propio club no ha dejado de calentar el ambiente con mensajes que rozan lo extradeportivo. Sin duda, la gota que ha colmado el vaso de la paciencia merengue fue lo que ocurrió en la noche previa al encuentro en los alrededores del hotel de concentración del equipo blanco en París, que fue asaltado con piroctenia atronadora.

Como no podía ser de otra forma, este hecho molestó a la plantilla, que no pudo descansar con normalidad. Todos estos hechos hacen que desde el club blanco hayan cerrado filas y tengan un objetivo claros a medio plazo: Robarle a Neymar este próximo verano.

Los altercados, propiciados por los ultras, sumados a la mala relación de las directivas por la campaña de presión sobre el árbitro de los últimos días, ha hecho que Florentino tenga más ganas que nunca de robarle a su mejor jugador lo antes posible. 


Deja tu Comentario