2018-03-08 08:03 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

Sergio Ramos también es el futbolista más sucio de Europa

El capitán del Real Madrid está empeñado en batir todos los récords negativos del fútbol.



El capitán del Real Madrid es un fiel reflejo del espíritu merengue. Agresivo en exceso sobre el terreno de juego, a menudo pierde los papeles y tiene un sentido algo distorsionado del deporte: amante de la polémica, no falta en ninguna tangana, de las que frecuentemente es el instigador. Por todos estos motivos, el '4' tiene el dudoso honor de haberse convertido en el jugador más sucio de la historia del club merengue, de LaLiga... y ahora hasta de la Champions League. El de Camas parece empeñado a romper todos los registros negativos del deporte rey.

Tras consagrarse como jugador con más expulsiones con el equipo blanco -ha visto hasta 24 rojas-, el andaluz no se ha conformado con ser también el más 'tarjeteado' de LaLiga, por lo que ha ido a hacer historia también en Europa. Y lo ha logrado, después de superar al mítico jugador del Manchester United Paul Scholes en el apartado de futbolistas con más cartulinas en su trayectoria en la máxima competición continental.



Ramos no se cansa de batir récords negativos.

La que vio el pasado martes en el Parque de los Príncipes fue la segunda amarilla en Champions de este curso para Ramos. Con esta, ya son 37 las tarjetas que le han mostrado los árbitros en Champions, una más que el popular medio británico, que ostentaba el récord hasta ahora.

Esta personalidad sobre el campo no sólo termina con el prestigio del jugador como central -no juega nada en su favor que los datos le señalen como el más sucio tanto en su club, como en su país y hasta en todo el continente-, sino que también pone en riesgo al Real Madrid: si ve otra cartulina amarilla en lo que resta de andadura merengue por el torneo, deberá cumplir un encuentro de sanción por acumulación de tarjetas.


Deja tu Comentario