2018-03-13 16:03 Real Madrid Por: Redacción MB

Los cuatro frentes abiertos de Florentino con el PSG

El Real Madrid de Florentino y el PSG de Al Khelaifi se volverán a ver las caras en el mercado de fichajes



La eliminatoria de los octavos de final de la Champions League ha servido para que el Madrid vuelva a consagrarse como uno de los mejores equipos de la historia, superando a un club que ha invertido mucho en ganar la competición pero que se ha visto superado por los blancos.



Pero el jeque árabe del PSG no se da por vencido en esta guerra de guerrillas con el equipo de Zidane. Ahora quiere llevarlo de nuevo a combate, aunque en esta ocasión administrativo. Ambos clubes ya están perfilando sus futuras plantillas de cara a la temporada que viene, y se tendrán que enfrentar en al menos 4 jugadores para ver dónde acaban jugando dichos futbolistas.

Neymar es el primer choque que tendrán los dos clubes. Con el jugador cansado de Paris y con el Madrid acechando por traerlo, el PSG tendrá que lidiar con el rival más duro ante estas oportunidades. Está claro que el propio brasileño será el que determine si finalmente hay batalla o no la hay, ya que una declaración suya abriendo las puertas al Madrid, hará que Florentino se lance a por él sin mirar atrás, y será muy difícil pararlo. Eso sí, el PSG ya ha indicado que su precio de salida se sitúa en 400 millones de euros. Operación complicada.



De Gea, objetivo común

Si Neymar se antoja una operación difícil, no lo es menos la de David De Gea. El entrenador del Manchester United, Mourinho, ya ha comentado que los clubes interesados en él tendrán que buscar otras alternativas, ya que no va a salir de Manchester. 

Y son precisamente Real Madrid y PSG los más interesados en sus servicios. El Madrid parte con ventaja por el tema de que el jugador es de la capital y ya estuvo muy cerca de fichar, pero el poderío económico del equipo de Paris podría hacer que la balanza se decantase por el conjunto que ahora dirige Emery.

Cristiano Ronaldo, a la inversa de Neymar

El objetivo del PSG de cambiar al brasileño por Cristiano Ronaldo, también parece imposible. Pero se trata de otro de los frentes que hay abiertos en esta guerra.

El presidente parisino no desaprovecha oportunidad para intentar convencer al portugués, aunque a día de hoy, que Cristiano acabe jugando en el Parque de los Príncipes es más una utopía que una hipótesis.

Por último está la batalla por el entrenador. Al Khelaifi se ha cansado de las derrotas en Champions de Emery, y uno de sus objetivos es Zidane. El técnico parece que no quiere saber nada del PSG, pero si decide abandonar el club blanco a final de temporada, podría ser que su futuro estuviese vinculado con la entidad de la capital francesa.