2018-03-13 08:03 Fichajes Por: Ricard Cardona

Por qué se ofreció Neymar para volver al Barça

Toda la verdad sobre el acercamiento del brasileño con su ex equipo.



La eliminación del Paris Saint-Germain ha sido la gota que ha colmado el vaso para que trascendiera de una vez por todas la incomodidad de Neymar Jr. en la capital francesa. El brasileño tiene muy claro cuánto se equivocó al arriesgarlo todo dejando el Barça y pasando a liderar un proyecto en el que nunca ha tenido fe ni ha sido el líder que se esperaba. En estas, el Real Madrid de Florentino ya ha saltado a la yugular del '10' brasileño, hasta el punto de obligar al jeque Al-Khelaïfi a viajar a Brasil para intentar convencer al jugador de que se quede en el PSG. Lo que todavía fue más desconcertante fue que al mismo momento se filtrara el aparente ofrecimiento del crack a regresar al Barça.

Un ofrecimiento que no es más que una simple tapadera y un paso previo a firmar por el Real Madrid. El carioca tiene claras varias cosas: que quiere regresar a LaLiga, donde realmente encajó con su estilo y se convirtió en el crack que se esperaba de él, y que desde el Barça no aceptarían un regreso, no sólo por las cifras que debería manejar la operación, sino también por la herida que abrió en el equipo y que todavía no ha cicatrizado.



El Barça, la 'excusa perfecta' de Neymar para fichar por el Real Madrid.

Sin embargo, lo que quiere evitar Neymar es que su fichaje por el club merengue le convierta en un traidor como pasó con Figo, por lo que desde su entorno trascendió un supuesto ofrecimiento irreal e improbable que sirviera como coartada para justificar después su fichaje por el Real Madrid como una forma de despecho. Florentino sí está dispuesto a echar el resto para ver al brasileño en su equipo y dar un golpe moral al Barça.

Así, parece que el jugador del PSG no tuvo suficiente jugando con el club que se lo dio todo a la hora de manejar su marcha, que planificó con premeditación y sin apenas dejar tiempo a la entidad para reforzarse tras su marcha. Todavía quiere sacar más partido a su futuro a costa del Barça, en otro claro signo de desagradecimiento por el equipo que le convirtió en quien es.