2018-04-12 08:04 FC Barcelona Por: Fede Peris

El Real Madrid hace historia en Europa a base de robos

Repasamos los mayores escándalos merengues en Champions League.



El hecho de que el Real Madrid esté cerca de su tercera Champions League consecutiva y la cuarta en cinco años no extrañar, aunque resulte llamativo el 'gran rendimiento' merengue en Europa cuando el equipo de Zidane ha hecho aguas en Liga -donde es cuarto- y Copa del Rey -donde cayó eliminado a la primera de cambio por el Leganés-. Nada más lejos de la realidad, las ayudas arbitrales han sido la constante, aunque no sólo estos últimos años, sino en toda la historia madridista, que ha llenado de escándalos la trayectoria de la entidad blanca.

Esta vez quedará en la memoria el penalti inexistente de Benatia a Lucas Vázquez, aunque este no fue el único robo de la eliminatoria. En el encuentro de ida, el árbitro no se atrevió a pitar un clarísimo penalti de Carvajal sobre Juan Cuadrado en el tiempo de descuento, que hubiera significado el 3-1 y cambiado el signo de la eliminatoria. No hace falta tirar mucho atrás en el tiempo para dar cuenta de otra ayudita arbitral: en el cruce de octavos ante el PSG, el colegiado vio un polémico penalti de Lo Celso a Kroos, pero no unas flagrantes manos de Sergio Ramos dentro del área.



Si la Juve ha sido la gran perjudicada este año en cuartos, el pasado lo fue el Bayern de Múnich, que sufrió la injusticia del árbitro Viktor Kassai, quien concedió dos goles ilegales de Cristiano (el 2-2 y el 3-2), le perdonó la roja a Casemiro y expulsó injustamente a Arturo Vidal con doble amarilla, la última por una falta inexistente.

Los dos atracos en las finales ante el Atlético.

El Atlético de Madrid también se acordará por el resto de su historia de los dos robos que sufrió en las finales con su vecino de ciudad en 2014 y 2016. En la primera, el gol del empate 'in extremis' de Sergio Ramos vio precedido por un codazo de Bale que el árbitro no señaló, mientras que dos años más tarde se repitió la pesadilla colchonera al no señalar el colegiado fuera de juego en otro gol del central sevillano, así como tampoco un penalti por manos.

Y como estas, muchas otras situaciones que no juegan nada en favor de un club que a cada año que pasa demuestra más a Europa cómo se las gasta con sus 12 jugadores sobre el césped.




Deja tu Comentario