2018-04-16 18:04 Real Madrid Por: Ricard Cardona

Los jugadores pactan una estrategia contra el antimadridismo

En el club blanco se han cansado de aguantar acusaciones y envidias por su éxitos en Champions League



 



"¡Basta ya!" han dicho en el vestuario del Real Madrid. Los futbolistas blancos se han cansado de tener que aguantar cómo tras cada hito histórico que logran, salen los mismo a acusarles de robos arbitrales y otras críticas fruto de la envidia. Con el claro penalti ante la Juventus, los miembros del vestuario lo tienen claro: basta ya.

En el vestuario del Real Madrid están acostumbrados a la crítica, algo con lo que tienen que lidiar prácticamente a diario. Unas críticas entendibles dentro de lo que es el deporte, sin embargo, considerna que se han pasado los límites y que están desprestigiando a un grupo de deportistas que están haciendo historia a base de esfuerzo y sacrificio. Los jugadores blancos no se van a dejar pisar más y ya han pasado al ataque.



La envidia que despierta el Madrid

Los futbolistas del Madrid están dispuestos a pasar al ataque, algo que ya se vio después del encuentro en La Rosaleda entre el Málaga y el Real Madrid el domingo. El primero en pronunciarse -y no fue casualidad- fue el protagonista de la pena máxima de Champions. Lucas Vázquez salio ante los medio y lo dejó claro: todas las críticas y acusaciones llegan fruto de una cosa y es la envidia.

Pero no solo él, Sergio Ramos también fue preguntado si estaba de acuerdo con Lucas y confirmó lo que se esperaba: van todos en el mismo barco y no se van a callar más. Zidane, poco dado a hablar con contundencia, también dejó clara su indignación. Irán hablando todos para hacerse valer. Están hartos de tanto ataque y sobre todo que los ataques lleguen de España.