2018-04-18 22:04 FC Barcelona Por: Carlos Muñiz

Cuándo y dónde ver por TV la final de la Copa del Rey

El sábado se disputa la final de la Copa del Rey entre el Barça y el Sevilla en el Wanda Metropolitano



Este sábado tiene lugar la gran fiesta del fútbol español con la celebración de la gran final de la Copa del Rey entre el FC Barcelona y el Sevilla. Ambos equipos llegan a la final después de haber superado a grandes rivales, y se verán las caras en un partido que está cargado de polémica y emoción.

Y es que todo lo que está rodeando a la final, en cuanto a los aspectos políticos, están desviando la atención de lo verdaderamente importante, ya que los dos clubes se juegan un título muy importante, algo que al fin y al cabo es lo único que preocupa a los futbolistas.



Por eso, el partido que se jugará en el Wanda Metropolitano este mismo sábado día 21, podrá verse por televisión y seguir de manera online por muchos medios de comunicación.

Cómo ver la final y a qué hora es

La final que se jugará de la Copa del Rey dará comienzo a partir de las 21:30 horas del sábado y podrá seguirse a través de la televisión pública. 

La retransmisión correrá a manos de TVE1, quien recupera los derechos de la final de Copa, aunque también podrá seguirse de manera online a través de la web oficial de RTVE.



Valverde podrá contar con Sergi Roberto

Sergi Roberto realizó una falta táctica sobre Iago Aspas impidiendo que marcara un gol en el encuentro de La Liga que han disputado el Celta de Vigo y el FC Barcelona en Balaidos. Fue una falta muy oportuna porque evitó que el Barça perdiera su récord de partidos invicto, pero también significó la expulsión por roja directa de Sergi Roberto. ¿Podrá jugar la final de Copa?

Sergi Roberto sí podrá disputar el sábado la final de Copa ante el Sevilla porque el castigo que pueda recibir del Comité de Competición lo deberá cumplir en la misma competición en la que se produjo la jugada, es decir, en La Liga. La expulsión sólo afectaría a su participación en la Copa en el caso de que fuera considerada agresión o desconsideración (castigo grave), por lo que recaería sobre él una sanción de más de tres partidos. Y no es el caso, porque Sergi Roberto se limitó a cometer falta sin ejercer ningún daño a su rival, al que sólo agarró,  que ni siquiera llegó a caer al suelo. La acción sucedió cuando apenas llevaba 11 minutos sobre el terreno de juego y dejó a su equipo en inferioridad numérica durante los últimos 20 minutos, 


Deja tu Comentario