2018-04-24 16:04 FC Barcelona Por: Redacción MB

En el Barça no saben disfrutar de los títulos

Tras conseguir la Copa del Rey ha salido a la luz la mala relación entre la directiva y Valverde



Las relaciones entre Josep María Bartomeu y Ernesto Valverde están rotas. Justo antes de la final de la Copa del Rey, donde el Barça pasó por encima de un Sevilla que no puso oposición, se filtró la idea de la directiva de cesar al entrenador si no conseguía el doblete, después de haber caído en los cuartos de final de la Champions League ante la Roma.

La Champions era el principal trofeo que se perseguía desde el inicio de la temporada en ‘Can Barça’, y la eliminación del equipo supuso que se replanteara la temporada, incluso después de haber dominado desde el inicio el campeonato doméstico y haber llegado a la final de la Copa. Por eso, Bartomeu planeaba destituir a Valverde si no se hubiese logrado ese título, algo que no sentó muy bien al entrenador y que hace que no se esté viviendo con alegría el más que probable doblete.



Además, los jugadores se han posicionado a favor de su técnico, ya que tras conocerse la noticia, el ‘Txingurri’ tuvo un amago de dimisión, amago que se aplacó por el convencimiento del vestuario. Pero el mal ambiente ha llegado al club y el entrenador podría decidir abandonar el barco al finalizar la temporada.

¿Seguirá el extremeño en el banquillo?

Tras la dura eliminación de Europa en Roma, el Barcelona y el barcelonismo se sumieron en una profunda depresión. Los azulgranas vivieron una derrota tan dura que hizo tambalear muchos aspectos de la estrategia deportiva. Sin ir más lejos, Ernesto Valverde fue uno de los principales señalados como culpable de la dramática derrota en el Olimpico de Roma. Sin embargo, nada más que el normal enfado tras una decepción como aquella.

Tras el 3-0 en Roma, algunos quisieron pescar en río revuelto y filtraron un supuesto malestar de Bartomeu con Valverde que haría peligrar la figura del técnico para el curso próximo. Resulta evidente pensar que, tras lo de Roma, se escucharon críticas al entrenador por su planteamiento, sin embargo, en ningún caso se planteó la idea de prescindir de Valverde.



Hay varios motivos que invitan a creer que Ernesto Valverde será el técnico azulgrana el próximo año por dos principales motivos. El primero y fundamental es que la directiva del Barça va a retroceder. Entienden que un entrenador del Barcelona no puede demostrar todo su potencial en una sola temporada y, por si fuera poco, la primera temporada de Valverde ha sido casi perfecta. Solo el accidente de Roma no puede empañar un curso donde el equipo solo ha perdido dos encuentros y ha logrado una Liga de récord y una Copa de forma brillante.


Deja tu Comentario