2018-04-26 16:04 Cristiano Ronaldo Por: Redacción MB

Las rabietas de Cristiano Ronaldo cuando no puede "robar, sólo robar"

El Madrid ganó anoche en Munich, y Cristiano se fue sin marcar y acusando al colegiado



Si algo se ha aprendido en esta Champions League es que el Madrid ni ninguno de sus jugadores puede decir absolutamente nada sobre los árbitros que dirigen sus partidos. Pero Cristiano no aprende la lección. Después de quedarse a 0 por primera vez en toda la competición, el delantero luso no se le ocurrió otra cosa de acusar al colegiado de ‘robar’.

Fue justo después de una acción en la que se acomodó el balón con la mano para terminar tirando y batiendo al portero del Bayern. El árbitro anuló, de manera correcta, el tanto, y Cristiano Ronaldo estuvo protestándole durante varios minutos por considerar que no estaba bien señalada la acción.



El portugués dijo ‘robar, solo robar’, obviando lo que había pasado instantes antes en el área del Madrid con un penalti claro de Carvajal sobre Lewandowski y que tampoco fue señalado, pero a Cristiano solo le importa él y su estadística y le da igual el momento para protestar, aunque hayan beneficiado a tu equipo hace muy poco.

Una rabieta más de un jugador que, a menudo, desaparece de las grandes citas.

Las diferencias entre Messi y Ronaldo

El pasado sábado Leo Messi volvió a sumar un título más en su palmarés. El argentino volvió a ser clave en la consecución de la 30 Copa del Rey del Barça y lo celebró como a él le gusta: con sus compañeros. Pudimos ver a un Messi contento, rodeado de su familia en el césped y de sus compañeros en el vestuario. Sin duda, una imagen de lo más tierna y que contrasta radicalmente con la que vemos de Cristiano en sus celebraciones.



Cada pequeña alegría que tiene el portugués con el Madrid es celebrada al ‘estilo Cristiano’. Esto significa ser el centro de atención y quitarse la camiseta para posar con sus abdominales. De hecho, la última muestra de este hecho se pudo ver ante la Juventus. Cristiano, tras no dar una en todo el partido, celebró a su manera el gol de penalti inventado sobre Lucas Vázquez.

Pero no solo con los goles CR7 demuestra su egocentrismo. Al luso le encanta lucir su trabajado cuerpo, a pesar de que sea una foto con todos sus compañeros. Para muestra, algunas de las imágenes que subían los madridistas cuando ganaban algún título o partido importante desde el vestuario.

Con la victoria del Barcelona ante el Sevilla vimos de nuevo esta diferencia entre los valores de Messi y los de Cristiano. En el vestuario, otra prueba, vestido y junto a los compañeros en un lado de la foto sin querer ser el centro de la atención. Una imagen muy diferente a la que dio CR7 no hace mucho en una foto semejante. No cambies nunca, Leo.


Deja tu Comentario