2018-05-02 12:05 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

Lo que no dice Sport: El Bayern no se queja del árbitro

Los jugadores del Bayern desmontan la teoría culé de la conspiración y dejan en evidencia la frustración que ha generado en los medios barcelonistas el nuevo éxito del Real Madrid.



La clasificación del Real Madrid para la final de Kiev ha generado más rabia e impotencia entre el barcelonismo y sus medios afines que en la propia Alemania. Los medios de comunicación culés han rabiado hoy por la frustración que les genera el nuevo éxito del Real Madrid alcanzando su tercera final de Champions consecutiva, la cuarta en cinco años, y se abonan a la teoría de la conspiración arbitral para ensuciar la gesta madridista.

Sin embargo, los propios jugadores y el técnico del Bayern han dejado a los medios catalanes con el culo al aire. Jupp Heynckes, el técnico del Bayern, ha dado una lección de señorío aceptando la eliminación de su equipo, a diferencia de la prensa catalana, con deportividad y sin buscar excusas ficticias: "Si se miran los dos partidos creo que hemos sido mejor equipo. Es una gran decepción no llegar a la final. Ha sido un partido de un nivel mundial. Les pueden dar las gracias a Keylor Navas porque ha estado espectacular. Ha hecho unas paradas fantásticas. Es muy difícil con tantos regalos... Mi equipo ha tenido una actitud buenísima y volvimos a levantarnos. El Madrid en su propio campo se limitó a buscar las contras. Hemos jugado muy bien y sin recordar todos los lesionados que teníamos. Es una pena".



Y entre los jugadores del Bayern, al margen del bocazas Arturo Vidal y de Jerome Boateng, que lo vieron desde casa, nadie ha levantado la voz contra el árbitro. Es más, el capitán Thomas Muller felicitó al árbitro por su labor a lo largo de los 90 minutos del partido: "El árbitro hizo un buen trabajo, no perdimos por su culpa sino por errores nuestros y mala suerte. Keylor Navas estuvo genial, salvó al Real Madrid en muchas ocasiones".

El Bayern Múnich supo perder con elegancia, a diferencia de la prensa catalana, que confiaba en el Primo Zumosol llamado Bayern Múnich para apear al Real Madrid de la competición, algo que no supo hacer el Barça por sí mismo porque no entró en el elegido grupo de los cuatro mejores equipos de Europa. 


Deja tu Comentario