2018-05-09 22:05 FC Barcelona Por: Fede Peris

Dembélé también brilla en el equipo que arrasa en España (5-1)

El Villarreal le hace el pasillo al Barça y se lleva una manita de goles del Camp Nou.



El Barça ha vencido por 5-1 al Villarreal en un partido extraño en el que los hombres de Valverde han convertido en gol casi todas las ocasiones que se les han presentado. Coutinho abrió la cuenta, continuó Paulinho y Messi cerró el 3-0 de la primera parte. Tras el descanso, Samsone, desviando un balón, ha acortado distancias y Dembélé se ha encargado de anotar los dos últimos goles dejando un mensaje de que este Barça tiene que contar con él en el futuro.



Gol de Paulinho a lo Cristiano Ronaldo

El Villarreal, que es un club señor, recibió al Barça con un pasillo que no tuvo nada de humillante y sí de entrañable y cariñoso, siendo muy bien recibido por el público y los jugadores barcelonistas. No cuesta nada quedar bien y ser deportivo, aunque a veces lo parezca. Una vez ventilado el tema del pasillo, el Barça apenas ha necesitado quince minutos para dejar el partido visto para sentencia con un gol de Coutinho, tras una excelente jugada de Dembélé,  y otro de Paulinho, que recordó mucho a la especialidad de Cristiano Ronaldo, que consiste en empujar el balón cuando está a punto de entrar. Messi a pase de Iniesta ha dejado sentenciado el partido a poco del descanso.

El Barcelona, todo hay que decirlo, se ha esmerado lo justo. Lo suficiente para liquidar el partido sin despeinarse. Por eso, con el encuentro resuelto y con el gol anotado de Leo Messi, que le reafirma en su condición de pichichi y Bota de Oro, la segunda parte prometía poco, como así ha sido. El Barça ha intentado dormir el partido renunciando prácticamente al ataque en la segunda mitad y el Villarreal ha intentado caer con dignidad buscando el gol con más ahínco que en la primera parte. Y el gol ha llegado con un rechace que Samsone ha colado en la red de Cillesen



Homenaje para Iniesta, Busquets y Piqué

Eso ha asustado a Valverde, que ha replegado a sus jugadores atrás para mantener el resultado y ha aprovechado para quitar a tres hombres de la cantera con el fin de permitirles recibir el rendido homenaje de la afición blaugrana: Iniesta, Busquets y Piqué han dejado sus puestos a Luis Suárez, Rakitic y Yerry Mina, lo que confirmaba que Valverde se tomaba muy en serio el tema, especialmente con el 3-1. Entonces ha aparecido provindencial Dembélé, que fue decisivo con una jugada espectacular en la consecución del primer tanto de Coutinho. En los compases finales Dembélé aprovechó un jugadón de Rakitic para tranquilizar al Camp Nou con el 4-1 y luego redondeó su noche con su primer doblete.

Noche bonita para homenajear a los nuestros y para disfrutar del penúltimo partido de Iniesta en el Camp Nou y de un partido más sin derrota (y sólo quedan dos para acabar La Liga). Una noche para oír al Camp Nou gritar aquello de "¡Campions!" que suena tan bien. Una noche para sentirse orgulloso de este equipo que no ha encontrado rival en territorio español y al que sólo un accidente romano ha apartado de la gloria europea. Pero a pesar de todo ahí está el legado de este equipo: Liga y Copa. A ver quién lo mejora con más títulos.

Ficha técnica

FC Barcelona, 5 - Villarreal, 1

FC Barcelona: Cillessen, Semedo, Piqué (Yerry Mina, 77'), Vermaelen, Digne, Busquets (Rakitic, 65'), Paulinho, Iniesta (c) (Luis Suárez, 61'), Coutinho, Dembélé y Messi.

Villarreal CF: Asenjo, Mario (c), Alvaro, Victor Ruiz, Jaume Costa, Trigueros (Javi Fuego, 56'), Rodrigo, Samu Castillejo, Fornals, Cheryshev (Sansone, 45') y Bacca (Ünal, 70').

Goles: 1-0, min 10. Coutinho, tras un rechace de Asenjo. 2-0, min. 15. Paulinho. 3-0, min. 44. Messi. 3-1, min. 54. Sansone. 4-1, min. 87. Dembélé . 5-1, min. 90+2. Dembélé .

Árbitro: Sánchez Martínez (comité murciano). Amonestó con tarjeta amarilla a Victor Ruiz (43'), Javi Fuego (71'), Mario (80').

Campo: Camp Nou: 54.743 espectadores. El Barça homenajeó a las secciones profesionales (baloncesto, balonmano, fútbol sala y hockey patines) por sus títulos de Copa del Rey. El Villarreal hizo pasillo al Barça como reconocimiento a su título de Liga.