2018-05-25 16:05 Final de Kiev Por: Redacción MB

El único partido que interesa a todo el mundo (mundial)

Hasta 226 países podrán seguir la retransmisión de la final de Kiev entre el Real Madrid y el Liverpool



Si hay un encuentro en todo el planeta fútbol que interesa de verdad al grueso de los seguidores de este deporte, ese es la final de la Champions League. El partido que mañana van a jugar el Real Madrid y el Liverpool va a ser un acontecimiento mundial y hasta 226 países van a poder vivirlo en directo por diferentes medios.

De hecho, la UEFA ha hecho cálculos aproximados de la afluencia de espectadores que tendrá el encuentro, y ha dejado la cifra en 350 millones de personas, unas cifras que ningún otro partido podría igualar. Así, el Olímpico de Kiev acogerá mañana a un sinfín de profesionales de diferentes medios de diversos países para que puedan llevar a sus ciudadanos el seguimiento del encuentro.



Hasta 1.800 periodistas estarán en la zona dedicada para ellos en la capital ucraniana, repartiéndose entre profesionales de prensa escrita, radio y televisión. Par acoger a tantos periodistas, el responsable de asuntos administrativos del estadio Olímpico de Kiev, ha dicho que “hemos desmantelado la tribuna de prensa normal, que ocupa un sector del estadio, y hemos levantado una que ahora abarca tres sectores”.

La producción del partido correrá a cargo de la televisión ucraniana, que emitirá el encuentro en alta definición.

Hasta 12.000 efectivos velarán por la seguridad en Kíev

La UEFA no quiere sorpresas en Kiev. La confianza del órgano futbolístico en la capital ucraniana para disputar la final de la Champions es total, pero esto no significa que vaya a pasar por alto la seguridad. De hecho, en el partido que enfrentará al Real Madrid con el Liverpool, se contará con un enorme dispositivo policial para asegurar el correcto funcionamiento del evento deportivo más esperado del año a nivel continental.



Hasta 12.000 efectivos se desplegarán por toda la ciudad, entre 6.000 policías -3.800 de ellos en el mismo Estadio Olímpico-, 3.000 guardias nacionales, 1.000 agentes de fronteras y 2.000 bomberos, para evitar cualquier susto que pueda ocurrir dentro o fuera del recinto deportivo mientras se dispute la gran final, que tiene pendiente a todo el mundo.

El jefe de la policía, Andriy Yevhenovic, confiesa que la alarma terrorista es el primer foco a cubrir: “Estamos concentrados en los servicios antiterroristas”, apunta, si bien añade que los efectivos estarán preparados para cualquier escenario posible: “Hay amenazas y son reales, por eso estamos tomando todas las medidas necesarias”, añade. Se montarán hasta tres anillos de seguridad el jueves para empezar a blindar la ciudad ucraniana.


Deja tu Comentario