2018-06-21 10:06 Rusia 2018 Por: Carlos Muñiz

El polémico desplante de Camacho en directo a la televisión que le paga

Telecinco conectó en directo con sus enviados especiales y José Antonio Camacho se negó a hablar para debatir con Kiko Matamoros y Alessandro Lecquio.



Momento inesaperado e insólito el que se vivió anoche en Telecinco en el estreno del programa "Ahora... la mundial", un debate tipo El Chiringuito sobre el Mundial presentado por Joaquín Prat, con la presencia de destacados polemistas como Alessandro Lecquio y Kiko Matamoros.

El programa, que se emitió justo después del partido que anoche jugó España ante Irán, contó con la presencia de los enviados especiales de Mediaset, Manu Carreño, Kiko Narváez y José Antonio Camacho, que escuchaba muy atento la polémica que se estaba organizando en el plató por el juego de la selección española. Cuando el presentador le dio paso para que interviniera en el debate, Camacho se quitó los cascos y dijo: "que no, que no, que yo no debato con el Lecquio y el Matamoros”, sin saber que una cámara le estaba pinchando en directo. 



Camacho pasa de debatir con Matamoros y Lequio

Manu Carreño tomó la palabra para neutralizar el impacto de la negativa mientras le hacía señas a Camacho para advertirle que estaban en directo. Posteriormente hubo una segunda conexión con los enviados especiales. Camacho volvió a aparecer en pantalla, pero mirando hacia otro lado, como si el tema no fuera con él y sin aportar una palabra al debate generado en el plató de Madrid. 

La nota curiosa del nuevo programa de Mediaset es que uno de los tertulianos, Irene Junquera, participaba en el debate a la misma hora en que se emitía El Chiringuito en otra cadena de la competencia. Irene Junquera se hizo popular en El Chiringuito leyendo los tuits de los espectadores.


Deja tu Comentario