2018-07-23 08:07 Real Madrid Por: Ricard Cardona

Irse del Real Madrid nunca ha sido un buen negocio

Los jugadores que demuestran que no hay mejor sitio para triunfar que el Bernabéu.



El Real Madrid se ha convertido en el paradigma del buen fútbol y de la hegemonía del deporte rey en los últimos años. Prueba de ello son las Champions que han llegado a las vitrinas merengues en los últimos años -cuatro de las últimas cinco-, un récord escandaloso en el fútbol moderno. Gran parte del mérito lo tienen unos jugadores de leyenda que se antojan irrepetibles. Sin embargo, no todos tienen la paciencia y la regularidad que exige jugar en el Bernabéu y deciden cambiar de aires, una decisión que el tiempo demuestra que es la peor.

Son varios los cracks que prueban esta teoría. Uno de los casos más claros es el de Álvaro Morata. Tras triunfar en la Juventus, el madrileño pasó a tener un rol menos protagonista en su regreso a casa. Sin embargo, el delantero no le pareció suficiente y decidió irse al Chelsea. En Stanford Bridge, lejos de lo que esperaba, ha sido suplente y su suerte no parece ir a cambiar en el futuro.



James, Morata, Jesé... los casos más representativos.

Otro jugador que no ha brillado tras dejar el club blanco es James Rodríguez. El colombiano, actualmente cedido en el Bayern de Múnich, no ha conseguido convertirse en el líder del club bávaro, a pesar de que en el Bernabéu logró demostrar todo su talento y dejó actuaciones estelares, a pesar de su rendimiento irregular con la camiseta merengue.

La lista no termina aquí e incluye también a otras promesas como Jesé. Lo cierto es que el Real Madrid ha perdido potencial sin ellos, aunque este vacío lo ha conseguido llenar la famosa unidad 'B' merengue, comandada por Lucas Vázquez, Marco Asensio y compañía, quienes han sido clave para mantener el rumbo hegemónico del campeón europeo estos años.


Deja tu Comentario