2018-10-08 23:10 Prensa Merengue Por: Fede Peris

Josep Pedrerol: el culé farsante que toma a su audiencia por idiota

El telepredicador Josep Pedrerol trata de convencer a su audiencia de que es culé y en sus programas queda retratado como un antibarcelonista resentido.



Josep Pedrerol toma a su audiencia por idiota. Ahora trata de convencernos de que es culé. Y para demostrarlo, incienso para Florentino y todo lo que vista de blanco. Y mierda para el Barça. Cada día. Así se escribe la historia de este telepredicador rendido a los encantos del ser superior al que le regaliman los colmillos de sangre cuando habla del Barça, que es lo mismo que decir cuando cubre de porquería al Barça.

Coutinho: la víctima se convierte en agresor

Pedrerol está en su derecho de decidir que medio programa suyo debe dedicarlo a hablar bien del Real Madrid. También es libre de olvidarse de que el Barça existe cuando lo que hay que decir de él es positivo. Y también es libre para sentir placer cuando tiene la oportunidad de machacar al Barça. Él es muy libre, pero que no tome por idiota a su audiencia tratando de converncerla de que el que babea ante Florentino Pérez y el que reniega contra el Barça es un culé. Poco conocimiento tiene Pedrerol del tema culé después de tantos años cubierto por el manto blanco. Son muchos años fuera de casa y sus recuerdos parecen deteriorados.



No puede ser culé quien entiende que cuando un rival agrede a Coutinho, agarrándole por la camiseta y éste se defiende tratando de sacárselo de encima, concluye que lo de Coutinho es una agresión que le han perdonado al Barça. Y más cuando calla que en la misma jornada a Sergio Ramos le han perdonado la roja por un codazo mucho más claro que el que le valió a Lenglet la expulsión ante el Girona. Un culé tendría en cuenta esto antes de echarle mierda al Barça convirtiendo a la víctima, Coutinho, en agresor. ¿Y Sergio Ramos? ¿Un culé callaría que el futbolista más sucio de la historia del fútbol español, Sergio Ramos, ha sido perdonado una vez más por los árbitros después de ganarse la expulsión a pulso? ¿A quién quiere engañar Pedrerol? 

Piqué en el punto de mira mientras se olvida de Sergio Ramos

¿Tanta rabia y frustración le produce a Pedrerol que su amado Cristiano Ronaldo dejara plantado a su admirado Florentino Pérez? ¿Tanta rabia le produce que el Real Madrid no sea capaz de superar el trauma ni siquiera robándole a España el seleccionador? 

Hoy Pedrerol ha abierto la veda contra Piqué, que cuando hablaba de los que le tienen ganas, invitándoles a salir de la cueva para que les tocase el sol, se refería a él. Para Pedrerol Piqué está muy mal. A diferencia de Sergio Ramos, que esta temporada es un coladero, aunque por exigencias de su guión -nada culé- no se pueda hablar de eso. Al menos de momento. 



Otro aspecto muy divertido de las filosofía del telepredicador Pedrerol es cómo afronta el tema Barça y Messi. Si el argentino se sale, como está sucediendo últimamente, resulta que el Barça no es nada sin Messi y que Messi solo gana los partidos... a pesar de lo que le rodea. Si es al revés, al "culé" Pedrerol le falta tiempo para olvidarse de las victorias del Barça y centrarse en Messi. ¿Está acabado Messi? ¿Está en declive? Ahora ha entrado en esta fase con Luis Suárez. Como cuando llegó, que le llamó gordo y mal profesional y el uruguayo le respondió con el pichichi y la Bota de Oro acompañada de la Champions League. 

Un antibarcelonista resentido

Un culé de verdad no disfrutaría, como ha disfrutado hoy, con los insultos de "Puta Barça" y "Puta Catalunya" con los que fue recibida la expedición blaugrana a su llegada a Mestalla. Y aquí entra también el tema político, que a Pedrerol le obsesiona después de tantos años abducido por las costumbres de la capital del reino nacional. Primero lanza la mierda y luego se lava las manos: "Criticables estos comportamientos", ha dicho sobre lo de Valencia. Que quede claro que a Pedrerol le parecen muy mal los insultos... pero ahi quedan. Como la violencia de los hooligans, un tema que le da de comer a juzgar por el espacio que le dedica (más que al Barça)

Pedrerol está en su derecho de ejercer el antibarcelonismo desde la capital de España para recibir ovaciones de quienes le adoran por ser catalán y ser como es. Pero que no engañe al personal. Que no se haga pasar por culé porque los hechos, el dia a día, le delatan. Además, que alguien como Pedrerol se haga pasar por culé, es una ofensa para todos los demás barcelonistas que sí lo son de corazón. Y es que este es el que ha dicho: "¿Messi el mejor de la historia? Para nada!". Esa rotundidad sólo puede salir de un antibarcelonista resentido como Josep Pedrerol.


Deja tu Comentario