2018-10-12 08:10 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

El Barça pierde al heredero de Luis Suárez

El Borussia Dortmund le ha pasado la mano por la cara a los culés con dos negociaciones.



El partido entre España y Gales confirmó el gran momento de Paco Alcácer, que se ha asentado como sensación a nivel continental. Sus goles en Bundesliga, en Champions y ahora también como internacional le sitúan como una de las referencias ofensivas del momento en el fútbol europeo. Un rendimiento que justifica la apuesta del Borussia Dortmund por él, y que, si todo va según lo previsto, dejará al Barça en muy mal lugar.

Y es que el club blaugrana no puede controlar el futuro del de Torrent, puesto que en la cesión que acordó con la entidad teutona incluyó una opción de compra por 23 millones -siete menos de los que pagó al Valencia para traerlo al Camp Nou- que depende exclusivamente de la voluntad del club comprador. Con los datos sobre la mesa, no hay ninguna duda de que el Dortmund hará efectiva esta cláusula.



El Barça, de nuevo el hazmerreír de los despachos.

De hecho, el club amarillo y negro ya ha hecho expresa su voluntad de que Alcácer sea suyo a todos los efectos: quiere hacerle un contrato hasta 2023 y darle 8 millones de euros al año para igualarle a Götze y a Reus como el jugador mejor pagado en todo el equipo.

Una operación que devolverá al club blaugrana su etiqueta de mal negociador, más aún si se pone en contexto la otra gran negociación con el Borussia en los últimos años: el fichaje de Ousmane Dembélé, quien costó cerca de 150 millones de euros y todavía no ha justificado ni la mitad de su precio de traspaso. Con las cifras sobre la mesa, se puede hablar de otro fracaso culé monumental desde los despachos.


Deja tu Comentario