2018-12-11 18:12 FC Barcelona Por: Redacción MB

Piqué está muy lejos de ser un tiburón de los negocios

El holding de Piqué vuelve a presentar pérdidas en el último año por valor de un millón de euros



Pese al afán de negocios que tiene Gerard Piqué, esa ímpetu no garantiza resultados, y es que tal y como se ha publicado en su registro mercantil, Kerad Holding perdió alrededor de un millón de euros en el año 2017 y ha pasado de una deuda de 4 millones a 6 millones de euros en tan solo un ejercicio.

Y aunque no se sabe si el central va a tomar la misma decisión que con su empresa de videojuegos, con la que se vio obligado a cerrarla el pasado verano, lo cierto es que lejos de ser un ‘tiburón’, está demostrando ser un simple pez y le está sirviendo para ganarse muchas críticas ya que además está dejando de lado su principal labor, y la que le da el mayor número de ingresos: El Barça.



De hehco, la directiva del club azulgrana ya le prohibió hace unas semanas invertir en el Reus, club que está en la quiebra y que incluso podía desaparecer, ya que el Barça determinó que mientras sea futbolista no quiere que se embarque en otros proyectos deportivos que le alejen más de los entrenamientos y los partidos.

El Barça impidió que Piqué comprara el Reus

En los últimos días se había estado hablando de un posible interés de Gerard Piqué en hacerse con el club de fútbol de Reus Deportiu. Pero el Barça ha parado de manera rápida y eficaz esa posible compra del futbolista, ya que consideran que debe centrarse mucho más en lo que hace y en quien le paga.

Bartomeu y su directiva creen firmemente que Piqué podrá hacer lo que desee cuando acabe su carrera profesional, mientras tanto se debe al Barça, por lo que consideran que ya tiene bastantes líos extradeportivos en los que mantener su cabeza como para encima comprar un club de fútbol.



Además de todos sus negocios y la Copa Davis, el Barça no quiere permitir que Piqué tenga encima un club de fútbol al que dedicar tiempo, por lo que le han dicho que espere a que deje de pertenecer al FC Barcelona como futbolista para hacer todo esto.

Por lo tanto, esa vinculación entre la entidad catalana y el futbolista se ha roto, ya que el Barça no lo quiere más distraído.


Deja tu Comentario