2018-12-13 17:12 Real Madrid Por: Redacción MB

Los pesos pesados del vestuario le dan la espalda a Isco

Isco se distancia de los pesos pesados del vestuario cada vez más



La noche de ayer fue totalmente contraproducente para Isco Alarcón. El malagueño volvía a tener la oportunidad de ser titular en la Champions League, y no solo no aprovechó la ocasión, sino que acabó encarándose contra el público y rechazando el brazalete de capitán de Marcelo.

En Jugones han comentado que Isco ya no está en sintonía con el vestuario, donde se cree que debe pedir perdón de forma rápida para que deje de crecer ese distanciamiento con jugadores tan importantes como Ramos, Marcelo o Modric.



Y es que lo de Isco tiene muy mala pinta. Primero porque Solari no confía en él, algo que ha hecho que su fútbol haya disminuido considerablemente en calidad, y segundo porque sus compañeros están empezando a darle la espalda, ya que consideran que Isco no está poniendo todo de su parte para revertir una situación que perjudica a todo el equipo.

Así lo declaró ayer el propio Marcelo, que afirmó tras el partido y en relación a los pitos constantes que había recibido Isco, que “Somos mayores, sabemos lo que tenemos que hacer. Hay que trabajar. No digo que Isco no trabaje pero el fútbol es así. Ver en lo que estás fallando y mejorar. Cuando el público te pita, está claro que algo tienes que cambiar...”.

Además, dijo no entender los porqués del rechazo al brazalete de capitán cuando fue sustituido, y comentó ante las cámaras que “intenté dárselo a Isco, pero dijo que se lo diera a Carvajal, el porqué no lo sé”.



Isco se gana a pulso su salida del Real Madrid

Sucedió en el minuto 55 del partido de Champions League que anoche enfrentó al Real Madrid con el CSKA y que ha concluido con la sorprendente victoria del equipo ruso por 0-3.

Vinicius protagonizó una jugada espectacular y cedió el balón a Isco, que llegaba a la carrera desde atrás. El malagueño probó el disparo y fue interceptado por la defensa contraria. El público le silbó y el jugador se encaró con los aficionados, como pregutándoles "¿qué queréis?"

El resultado del desplante fueron más pitos cada vez que Isco tocaba el balón. De hecho, a partir del 0-3, el Bernabéu mostró su indignación silbando a sus jugadores, así como al final del partido, cuando los pocos que quedaban en el campo despidieron a los jugadores con una sonora bronca.

Pero el centro de la diana fue Isco, que con este desplante a la afición parece haberse firmado la sentencia de muerte como jugador del Real Madrid. De hecho, Solari ya ha dado el vidsto bueno a su venta para ser sustituido port James Rodríguez, que regresaría a la disciplina blanca. 

A Solari no le ha convencido el rendimiento de Isco desde que ha tomado las riendas del Real Madrid, y esta acción podría reafirmarle en su decisión de no contar con el futbolista malagueño.

Ahora sólo falta conocer la identidad del club que se quedará a Isco. Será el que más ofrezca en lo que ya ha empezado a ser una subasta con Isco de protagonista. Ofertas no le faltan al Real Madrid. Se trata de que los intereses del jugador y del club coincidan.


Deja tu Comentario