2018-12-16 22:12 FC Barcelona Por: Fede Peris

El quinto mejor jugador del mundo se descojona del Balón de Oro

Lo que hoy ha hecho Messi en Valencia (tres goles y dos asistencias) no lo repite Modric ni en sueños.



Es lo que tiene el quinto mejor jugador del mundo. No es el mejor. Sólo el quinto. Cuando la cosa se pone chunga, le da un gol hecho a Suárez para abrir el marcador y anota el 0-2, el 0-3 y el 0-4. Y luego le sirve a Piqué el 0-5. Es decir, hat trick y dos asistencias. Messi ha intervenido en los cinco goles del Barça. Ese es Messi. Hat trick, y sin penaltis, como suele pasar el chulillo portugués.

Modric es el líder de un equipo descabezado que produce pena

Pero el mejor jugador del mundo es ese Luka Modric que produce pena y lástima cada vez que juega. Es el abanderado del cuarto clasificado que va a cinco puntos del líder incuestionable Barça. Es el líder de ese equipo descabezado y sin referente desde que Cristiano Ronaldo les dejó tirados. Ese jugador que da pena y que es incapaz de conducir al Real Madrid por la senda del buen juego y los triunfos, es el mejor jugador del mundo. En cambio, Messi no. Sólo es el quinto.



Leo Messi no. Tuvo una mala noche en Roma y por eso no puede ser el mejor. El otro, tiene una mala noche cada partido que juega, pero llegó a la final del Mundial y ganó la Champions graicas al penalti de Benatia, a los penaltis que no le señalaron al Bayern y sobre todo gracias a la noche aciaga de Karius en la final. Eso es suficiente para considerar a un monigote como Modric como el mejor del mundo.

Messi se ha reído hoy de Modric

Que se lo coman con su pan. Después de ver esta noche el show Messi y la magia que sale de cada pelota que toca, que se queden con Modric y lo disfruten. Y que se lo coman con patatas, siempre a remolque del Barça. El Barça sigue ahí, en su sitio, el primero, como el mejor, mientras los mediocres ovacionan a Modric con la orejas a cinco puntos del equipo de Messi. Viven de ilusiones y de creerse sus propias mentiras. Pero la única realidad es que lo que hoy ha hecho Messi en el Ciutat de Valencia, Modric es incapaz de repetirlo hasta en sueños.

Hoy el quinto mejor jugador del mundo se ha reído en la cara del Balón de Oro de pacotilla. El que vimos ayer produciendo lástima y pidiendo la hora para ganar al Rayo Vallecano en el Bernabéu por 1-0.




Deja tu Comentario