2019-01-06 06:01 Fichajes Por: Fede Peris

El juego sucio del PSG que pretende hundir al Barça

El PSG planea jugar muy sucio con el Barça y el más que posible fichaje de Rabiot



El PSG se ha quejado formalmente de que el Barça haya negociado con Adrien Rabiot para llevar a cabo su contratación, aun teniendo contrato en vigor (a partir de mañana será agente libre y podrá negociar con el club que lo desee). Y con esa queja intentan que la FIFA actúe y sancione al Barça, aunque deberían mirar más para adentro.



Y es que, los franceses se han llenado de hipocresía para atacar al Barça y tacharlo de un club desleal, cuando ellos lo llevan haciendo muchos años. De hecho, con Neymar ya ocurrió, ya que el brasileño negoció su traspaso mucho antes de que comenzara el mercado de fichajes, y teniendo todavía contrato. Además, hay que recordar que volvieron a intentarlo con Rakitic, por lo que las quejas de los galos no tienen ningún sentido, y mucho menos sabiendo que han apartado a Rabiot del equipo y que su salida del PSG está cantada.

El Barça, por tanto, solo se ha limitado a ir cercando las conversaciones para tratar la negociación una vez sea legal, es decir a partir de mañana, aunque aún no se sabe si Rabiot llegará ya o tendrá que esperar a verano.



Este es el contrato que se le ofrecerá

El Barcelona podría encontrarse a pocos días de cerrar el primer fichaje de la temporada 2019/20. Según informa el diario Sport, la semana que viene el cuadro azulgrana hará la primera oferta en firme a Adrien Rabiot, quien será libre de negociar con el equipo que quiera a partir del 1 de enero, es decir, a partir del próximo martes.

En este sentido, de acuerdo a la información del diario Sport, siempre que la madre y representante de Adrien Rabiot cese en el aumento constante de sus pretensiones monetarias, esta será la oferta azulgrana al centrocampista galo: un contrato por cinco temporadas en las que se embolsaría 10 millones de euros netos por cada una de ellas, además de una prima de fichaje cifrada en otros 10 ‘kilos’. Es decir, que por cinco años como culé, Rabiot se llevaría 60 millones de euros.

Todavía queda un escenario por analizar: el PSG le está haciendo la vida imposible a Rabiot, llegando a vetar su entrada al vestuario. El Barça no descarta adelantar su llegada a enero, aunque eso suponga tener que llegar a un acuerdo con el club francés, con quien las relaciones no son precisamente buenas.

El PSG espera obtener unos 5 millones de euros por dejar salir a Rabiot en enero, un precio que está dispuesto a pagar el Barcelona. Lo pagado en un posible traspaso se descontaría de la prima de fichaje del galo.