2019-02-03 12:02 FC Barcelona Por: Fede Peris

Esta es la prueba de que Undiano Mallenco atracó al Barça

Undiano le guindó dos puntos al Barça con sus decisiones, pero los gaiteros de Florentino no perderán un segundo admitiéndolo.



Los llantos de equipo pequeño acomplejado que persigue a la Caverna de gaiteros que Florentino Pérez tiene repartidos por los medios de comunicación madridistas que dominan el cotarro en la capital del reino nacional han intentado hacer creer al mundo mundial que los árbitros y el VAR persiguen al Real Madrid y favorecen al Barça.

La culpa de que se hayan ido Zidane y Cristiano Ronaldo es del VAR

Es la única respuesta que les queda a los mediocres para justificar que se hayan ido Zidane y Cristiano Ronaldo y que el "ser superior" haya sido incapaz de buscar soluciones para paliar el golpe y la humillación que ha supuesto que sus dos buques insignia desprecien al Real Madrid y se larguen por piernas. Y ha pasado lo que tenía que pasar, que el Real Madrid da pena sin Zidane ni Cristiano Ronaldo. 



La prensa genuflexa al servicio de Florentino Pérez ha tenido que discurrir para justificar el desastre mayúsculo del Real Madrid esta temporada tratando de insuflar ilusión entre la hinchada blanca de manera que el caos del club blanco no salpique a Florentino Pérez. Primero generaron ilusión con Solari, como si el currículum de este tipo como técnico permitiera pensar que iba a hacer milagros. Luego, con Vinicius, un paquete de campeonato al que han intentado comparar con Messi. Luego con Modric, a quien han querido vender como mejor jugador del mundo. Y últimamente con Brahim, cuya llegada fue vendida como si fuera un mesías y a la hora de la verdad no le sirve a Solari ni para completar el grupo de convocados. (Los lloros de la Caverna surtieron efecto: Undiano le robó al Barça)

Las asquerosas mentiras del villarato y el VAR

Una mentira detrás de otra. Y cuando se acaban la mentiras, no queda más remedio que recurrir a la mentira mayúscula. La mentira de equipo pequeño. La mentira de los llorones que, enrabietados, se niegan a admitir que en octubre ya tienen la liga pedida simplemente porque el Barça es mejor, como cada año. Y de la misma manera que de forma asquerosa trataron de enmerdar la imagen del Barça de Guardiola, el mejor equipo de la historia, creándole a sus jugadores fama de "teatreros" (no tenían otra cosa a la que agarrarse), se inventaron lo del villarato para generar sospechas sobre sus éxitos.

Y ahora han recuperado la misma estrategia. Como ven que este Real Madrid parece una banda al lado del Barcelona, se han montado una campaña judeomasómica para justificar la tremenda diferencia que existe entre el Barça y el Real Madrid lanzando mierda contra el Barça: le ayudan los árbitros y el VAR. Y así quedan tranquilos con su conciencia y Florentino Pérez feliz porque nadie se acuerda de él a la hora de repartir responsabilidades.



La realidad deja retratados a los gaiteros de Florentino

Pero partido tras partido la realidad deja retratados a los palanganeros del régimen de Florentino Pérez. Ayer, sin ir más lejos en el Camp Nou. El primer gol del Valencia no debió subir al marcador porque se produjo una falta previa sobre Messi. Y el penalti sólo existió en la imaginación de Undiano Mallenco. Wass se interna en el área y busca con su pierna el contacto con Sergi Roberto para dejarse caer. La imagen que ofrecemos aquí es escandalosamente clara y meridiana. Si hubo falta de alguien fue de Wass. Es decir, Unidano le guindó anoche dos puntos al Barça.

Pero de eso no hablan los marichis tribuletes de pesebre y estómagos agradecidos (como diría el gran José María García) de Florentino Pérez. Sólo se trata de montar jaleo cuando parece que el perjudicado es el Real Madrid y el favorecido es el Barça. Entonces pueden pasarse la semana entera del postpartido recordando la "injusticia". De esto no hablarán porque sería tanto como reconocer su gran mentira.

Pero la realidad es la que es y la diferencia de puntos es la que es. Como no tienen vergüenza, prefieren ahorrarse la vergüenza de explicar la verdad.

El robo de Undiano Mallenco al Barça

 

 


Deja tu Comentario