2019-06-26 09:06 FC Barcelona Por: Redacción MB

James, el juguete roto que un día fue como Hazard

La llegada de Hazard al Real Madrid recuerda mucho a la de James Rodríguez: mucha ilusión y mucha venta de humo.



En el Real Madrid son expertos en generar ilusión vendiendo humo. Cada fichaje que hace Florentino Pérez es recibido con vítores y la seguridad de que vestido de blanco se convertirá en un crack mundial. Pasó con los entrenadores Benítez, Lopetegui y Solari. Y con jugadores como Odriozola, Theo Hernández, Ceballos, Marcos Llorente, Vallejo, Asensio, Isco... Y tantos y tantos. Por ejemplo James, que llegó como un galáctico y ahora se va por la puerta de atrás.

James fue el último galáctico que fichó Florentino Pérez hace cuatro años por 91 millones de euros de los de entonces. Fue presentado como un fenómeno mundial, con la prensa palmera pidiendo a la masa que llenara el Bernabéu para hacer bulto y poder presumir. Es así como intimida el Real Madrid, con intenciones. "Vais a ver...". Luego, a la hora de la verdad, Leo Messi y el Barça acaban imponiendo siempre su ley y despertándoles del sueño. Viven de ilusiones.



La llegada de Hazard recuerda a la de James

La llegada de Hazard recuerda mucho a la de James. Le han subido dos escalones en el escalafón de la elite del fútbol para que parezca que es mejor que lo que es y para que el ser superior que lo ha fichado pueda sacar pecho. Ya hablan de él, como en su momento sucedió con James, como de un ganador potencial del Balón de Oro. Le han descubierto con 28 años. Y le ponen a la altura de Messi, el gran referente del madridismo acomplejado. Lo mismo sucedió con James, que llegó al Real Madrid a comerse a Messi. 

Messi lleva ya 15 años en el Barça viendo la misma película cada año. Observando desde la distancia como los cracks que llegan al Bernabéu se marchan como juguetes rotos mientras él sigue ahí ganando y recibiendo críticas porque juega tres partidos malos en toda la temporada mientras le pasa la mano por la cara a todos con sus goles, sus asistencias y sus titulos. 

Ahora va de Hazard. Veremos si corre mejor suerte que James. Su precio es parecido, al menos. El Real Madrid se sacó de encima a James hace dos años para colárselo al Bayern, que ahora lo ha devuelto una vez transcurrida su cesión. Y no saben qué hacer con él. Llegan ofertas, pero ni de lejos se acercan a lo que costó hace cinco años. Ni siquiera llegan a la mitad. Y Florentino estaría dispuesto a sacárselo de encima por 30 millones, tres veces menos de lo que pagó por él. 



James un día fue como Hazard. Tenía al Real Madrid rendido a sus pies. Igual que Hazard. 

 


Deja tu Comentario