2019-10-08 06:10 Real Madrid Por: Redacción MB

¿Para cuándo el castigo para el reincidente Piqué?

Su historial está repleto de fechorías forzando tarjetas, algo que prohibe el Reglamento. Cuando los hacen jugadores del Real Madrid hay sanción, pero Piqué tiene bula.



Gerard Piqué está acostumbrado a hacer lo que le da la gana en un escenario en el que parece que todos le tienen miedo. Nadie se atreve con él. Y él sigue saltándose el reglamento como si nada.



Gerard Piqué vuelve a estar en el centro de la polémica. Esta vez no por alguna de sus frases célebres, sino por un episodio que ya empieza a ser habitual en el zaguero y del que nadie parece tomar cartas en el asunto. El jugador del Barcelona llegaba apercibido al partido ante el Sevilla y si veía la tarjeta amarilla, se perdería el próximo encuentro (Eibar). El caso es que forzó su amonestación para poder llegar 'limpio' al Clásico y no correr el riesgo de recibir la tarjeta en Ipurúa

Reincidente compulsivo

El futbolista del Barça ya es un experto en forzar las amonestaciones para pasar limpio a los partidos importantes. En la temporada 2011/12, lo hizo ante el Rayo Vallecano y se aseguró estar -de nuevo- en el Clásico. No se reflejó nada en el acta y pudo jugar, sin ninguna presión, ante el Real Madrid. Para no se tan descarado, el central cambió de táctica. En el curso 2016/17 volvió a realizar este tipo de acción pero con un partido por medio para enfrentarse a los blancos. 

Y no solo en LaLiga, sino también en EuropaGerard Piqué se marchó de rositas pese a forzar una evidente tarjeta amarilla para perderse el partido de vuelta frente al Arsenal (15/16). Previamente había estado hablando con Luis Enrique, entonces técnico azulgrana.

Hay que recordar que el año pasado, Sergio Ramos fue sancionado por la UEFA con dos partidos de suspensión tras forzar la tarjeta amarilla en el partido de ida de octavos de final ante el Ajax de Amsterdam. El Comité de Control, Ética y Disciplina decidió que el capitán del conjunto blanco había provocado "claramente" la cartulina amarilla.



¿Hasta cuando Piqué seguirá saliéndose con la suya?