2019-10-17 06:10 FC Barcelona Por: Redacción MB

El Gobierno de Pedro Sánchez no es partidario de que el clásico se juegue el día 26

El CSD ha admitido que "por seguridad no es razonable jugar ese partido tal y como está previsto".



Mientras el FC Barcelona y el Real Madrid se niegan a cambiar el escenario del clásico de La Liga que tienen que disputar en el Camp Nou el próximo día 26, en las últimas horas se ha sabido que el Gobierno de España no es partidario de que se juegue en la fecha y el escenario previstos.

El diario As informa acerca de la opinión del Consejo Superior de Deportes, un organismo vinculado al gobierno de Pedro Sánchez:  "Tal y como se están desarrollando los acontecimientos consideramos, al igual que la Liga y la RFEF, que por seguridad no es razonable jugar ese partido tal y como está previsto". 



La patata caliente queda ahora en manos del Comité de Competición, que tiene ante sí las opciones de aplazar el partido, trasladarlo al Bernabéu o permitir su disputa en el Camp Nou como estaba previsto. El Gobierno opta por el traslado del escenario o el aplazamiento. Considera que no es el momento más adecuado para que el independentismo pueda citarse en el Camp Nou en un partido que será presenciado por 500 millones de personas de los cinco continentes.

Lo que temen las fuerzas de seguridad

Los mandos de las fuerzas de seguridad temen que las escenas violentas prosigan durante toda la semana y alcancen su punto culminante el sábado 26 coincidiendo con el clásico. El temor es que grupos radicales independentistas se cuelen en el partido y puedan incluso paralizarlo una vez comenzado.

También preocupa que los manifestantes puedan unirse en un número suficiente para impedir la llegada, por ejemplo, de los autocares de los dos equipos.



El diario As indica que fuentes policiales subrayan que los agentes 'antidisturbios' están acostumbrados a este tipo de actuaciones complejas, remitiéndose por ejemplo al River Plate-Boca Juniors disputado en el Santiago Bernabéu el pasado 9 de diciembre y a otros tantos encuentros de alto riesgo, con el desplazamiento de aficiones de otros países, y que se han celebrado sin incidentes.


Deja tu Comentario