2019-11-06 02:11 Prensa Merengue Por: Fede Peris

El propagandista Pedrerol rabia contra el Barça para tapar las miserias del Real Madrid

El Barça va líder en La Liga y en la Champions League, pero "es la imagen de la derrota". ¿Y el Real Madrid? No sabe, no contesta.



No se puede ser más miserable ni manipular e intoxicar mas y mejor. Josep Pedrerol se supera. Y le funciona, porque la audiencia madridista le respalda en su programa radical madridista Jugones. Ningún problema si el programa de La Sexta, de Planeta, admitiera que es un espacio madridista realizado por madridistas y para madridistas. Pero lo venden como un programa de todos y no hacen otra cosa que adoctrinar bajo los supremos principios del florentinismo. Y por ahí chirría el invento.

Hoy Pedrerol ni ha hablado de la debacle del Real Madrid ante el Betis que le impidió alcanzar el liderato después de haber soñado con él toda la tarde del sábado. Seguramente Pedrerol no se ha referido a la última humillación madridista porque a Florentino Pérez no le debe gustar que en "sus" programas se hable de los fracasos de su Real Madrid, el club que viene del nadaplete el pasado año y que apunta a otro año en blanco esta temporada. ¡Pero aquí no pasa nada!



Parece que no hubo debacle del Real Madrid ante el Betis

El problema de Pedrerol es que Leo Messi sólo ha ganado una Champions League de las ocho últimas. Por supuesto, evita decir que ya tiene cinco en su palmarés, y lo que le queda. Pero eso no interesa. Lo importante es echarle mierda al Barça y dejar a Florentino y su proyecto al margen de salpicaduras. Una vez más, no ha aparecido el nombre de Florentino Pérez en su programa. Sólo se le menciona cuando se trata de relacionarlo con los éxitos. Nunca junto a un fracaso. Para eso está el Barcelona, que, mal que le pese a Josep Pedrerol, sigue siendo el líder de la Liga española. O lo que es lo mismo, no hay otro mejor. Ni siquiera el Real Madrid.

El Barça pinchó y pinchó el Real Madrid. Pero para Pedrerol, en el programa de La Sexta, de Editorial Planeta, el grupo que se fue de Barcelona, sólo existe el Barça para lanzar mierda. "La debacle deja muy tocado a Valverde", ha dicho Pedrerol, que ya se ha preocupado de meter cizaña escarbando entre la carroña, propiniendo al argentino Marcelo Gallardo como entrenador. Una mentira como una catedral. Pero es igual. Lo importante es enmerdar en el Barça, no vaya a ser que la gente se ponga a pensar por qué el Real Madrid juega tan mal y gana tan poco. Y, de paso, que es necesario buscarle recambio a Zidane.

Con un argumento tan peregrino como que Messi votó a Gallardo como tercer mejor entrenador en los premios The Best, a Pedrerol le basta para montarse su película. Luego en Argentina se hacen eco de su mentira y ésta adquiere mayor relevancia. Hasta lo dicen en Argentina. Y nada mejor para inflar la pelota que hacer una encuesta entre los aficionados argentinos para confirmar que la hinchada también ve a Gallardo en el Barça



El líder en España y en Europa es "la imagen de la derrota" para Pedrerol

Hasta le ha dedicado el editorial al Barça para adoctrinar al personal. "El Barça es la imagen de la derrota, tiene un problema de autoestima...". El Barça es la imagen de la derrota, pero va líder en La Liga y en la Champions League. ¿Cuál es la imagen, entonces, del Real Madrid, que no va líder ni en España ni en Europa? "Messi debería mandar más que Bartomeu", ha dicho. Claro, y no como en el Real Madrid, en donde el único que manda es Florentino Pérez... y así le va.

Y de postre, Riqui Puig, que amenaza con irse. Claro, no le dan minutos en el primer equipo. Y no como en el Real Madrid, ¿verdad, Pedrerol? en donde los canteranos tienen todas las oportunidades del mundo... para hacer las maletas y triunfar fuera del Bernabéu porque su presidente prefiere fichar chiquillos a precio de oro de cualquier sitio menos de La Fábrica. Luego hay que hacerlos jugar, por real decreto, y pasa lo que pasa. Durante un tiempo se puede engañar al personal asegurando que Vinicius es un Balón de Oro en potencia... hasta que la realidad pone a cada uno en sitio. Al jugador y al profeta mentiroso que lo anuncia. 

Y así sigue funcionando el negocio de Pedrerol. Intoxicación y manipulación en estado puro. Día tras dia. ¡Y Viva Florentino! Eso siempre.

 


Deja tu Comentario