2019-11-09 04:11 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

París se moviliza para retener a Mbappé a cualquier precio

El PSG presiona a Mabppé para renovarle, pero él no quiere. Si antes del verano no ha firmado la renovación, vestirá de blanco la próxima temporada.



Es la portada del diario L´Equipe: “A Tout Prix”. A cualquier precio, a toda costa. Como sea. El PSG se ha puesto a la defensiva y el jeque árabe no va a reparar en gastos para sacarle a Mbappé de la cabeza la idea de irse al Real Madrid.



El diario francés explica que “el PSG ya ha comenzado las conversaciones para la renovación de Mbappé pero todavía no ha hecho ninguna oferta”. Y en eso está Nasser Al Khelaiffi, el presidente del PSG. Intentando retener a Mbappé como sea. 

El caso es diferente al de Neymar porque las relaciones entre los dos presidentes son excelentes. Florentino Pérez no tiene previsto forzar la situación y presionar al club parisino. Se trata de un problema entre el jugador y el PSG. Si Mbappé quiere irse y lo anuncia públicamente, será entonces cuando aparecerá en escena el Real Madrid para llevárselo. No antes. 



Florentino quiere llevarse bien con el jeque y con su amigo Al Khelaiffi y sólo intervendrá cuando la situación sea irreversible y Mbappé haya explicado que quiere irse. Nada que ver con la negociación fracasada de Bartomeu con el PSG por Neymar.

Las palabras de Zidane han molestado en París

Las palabras de Zidane manifestando que la ilusión de Mbappé siempre ha sido jugar en el Real Madrid han soliviantado al PSG, que a través de Leonardo, su director deportivo, ha trasladado su malestar de forma pública con el comportamiento de Zidane,. "Es momento de parar con el tema", le ha recomendado Leonardo a Zidane. Y ha recordado al Real Madrid que "tiene dos años y medio de contrato con nosotros". Y la edad juega a su favor.

Si Mbappé, como está previsto, no renueva su contrato con el PSG este verano, tal y como le reclama su club, su cortización en el mercado empezará a bajar, dado que dentro de dos veranos podrá irse gratis. En ese caso, conviene negociar la mejor oferta posible. Es lo que sucedió con  Hazard y el Chelsea. El club londinense no quería vender a sus estrella, pero se vio obligado ante la posibilidad de que un año después pudiera marcharse de Stamford B-ridge sin dejar un euro en caja. Eso es lo que puede suceder con Mbappé.

Puede suceder, y sucederá, que el PSG se vea en la obligación de trtaspasarle ante la posibilidad de perderle gratis un año después. Todo apunta a que Mbappé será blanco el próximo verano... a no ser que muchos millones de razones convenzan al jugador para renovar y limitar su carrera deportiva al PSG.