2020-03-08 23:03 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

¡Así no! Al Real Madrid se le funden los plomos y se deja el liderato en Sevilla (2-1)

El equipo de Zidane no se comporta como un líder de verdad en el campo del Betis.



El Real Madrid se ha dejado el liderato en el Benito Villamarín en un partido malo, rematadamente malo que exige soluciones inmediatas. Esto no puede seguir así. El Barça está mal, pero el Real Madrid no sabe aprovecharlo y después de arrebatar el liderato a los culés, se ha peridido en la primera oportunidad. Y lo peor no es el resultado, sino la imagen que ha dejado el equipo madridista en Sevilla.

Al Madrid solo le valía ganar

El Real Madrid saltaba al césped del Villamarín con una premisa clara: si quería seguir líder tenía que ganar. Conviene recordarlo porque, resultado aparte, la primera parte que firmaron los de Zidane en el Villamarín fue de las peores de la temporada.



El equipo blanco se mostró apático, sin ganas, como si eso de jugarse la Liga no fuera con ellos. Si a alguien le pedían cualquier parecido con el que arrasó al Barcelona en el segundo tiempo del Clásico de hace una semana era imposible de encontrar. Lentos, sin ideas y viendo cómo las mejores oportunidades de gol las firmaba el Betis.

Paradón de Courtois

De hecho, el mejor jugador del Madrid en el primer tiempo fue un Courtois que sostuvo a los blancos como pudo. Especialmente meritorio fue su paradón a una volea con la zurda de Fekir que sacó con la mano derecha volando hacia ese mismo palo. Una acción salvadora para los suyos en ese momento.

Con todo, y a pesar de que el Betis tampoco es que hiciera nada del otro mundo, lo cierto es que si alguien merecía marcar ese era el equipo local. La enésima muestra de falta de intensidad del Real Madrid quedó patente en la jugada del 1-0. Un mal despeje, un error calamitoso de Ramos y un zapatazo de Sidnei hicieron el resto. La defensa, blandita, el capitán, confiado y el del Betis marcó el gol de su vida. Se juntó todo en uno para ponerle al equipo merengue el marcador en contra.



Gol salvador de Benzema antes del descanso

El descanso acechaba y, con ello, probablemente un enfado importante de Zidane en la caseta por el malísimo partido de los suyos. O igual no tanto enfado, nunca se sabe. Lo cierto es que en la única acción ofensiva de los blancos en esos primeros 45 minutos el cuadro blanco encontró oro. El autor del gol, Sidnei, derribó claramente a Marcelo con una patada que levantó al brasileño del suelo. Una pena máxima clarísima. De las de poner en vídeo a los niños para explicar lo que no debe hacerse si no quieres que te piten un penalti en contra.
A todo esto, cuando propios y extraños esperaban que fuera Ramos el lanzador de ese penalti apareció Benzema en escena. El francés agarró el balón y se plantó en los 11 metros. En este 2020 su sequía liguera era tal que necesitaba recuperar la sensación anotadora que había dejado patente en el 2019. No falló. Con un golpeo cruzado engañó a Yoel y puso la pelota en la red. Jugando mal y tras una pésima primera parte los blancos salvaban  los muebles con ese empate. Todo hacía indicar que como a peor no podía ir la cosa la segunda mitad sería mejor para los madridistas.

Joaquín falló a puerta vacía

Lo cierto es que el Madrid parecía empeñado en continuar con el bucle también en la segunda parte. De hecho, si no recibió un nuevo gol en el arranque del segundo tiempo fue porque el azar y la pierna izquierda de Joaquín no lo quisieron. Y es que el veterano jugador del Betis se plantó delante de Courtois, le regateó…pero cuando tenía la portería a su favor no acertó a meter el balón en la portería. Una ocasión clarísima de la que se salvaba un Madrid al que no le cambió la cara ni siquiera el paso por los vestuarios.

Mendy, al larguero y Mariano, al campo

Zidane se terminó dando cuenta  de que no podía seguir así. Necesitaba cambios. Y tiró de su última gran sorpresa, Mariano, para cambiar el esquema sustituyendo a un Kroos que pasó desapercibido. Antes, Mendy había entrado por un Marcelo que acabó tocado. De hecho, fue el lateral francés el que tuvo la primera gran ocasión madridista del segundo acto, un buen derechazo que estampó contra el larguero.



Error terrorífico de Benzema

Que no era el día del Madrid era más que evidente. Los minutos pasaban y no se veía a un equipo que atemorizara al rival, al contrario. Los de Zidane tuvieron 10 minutos buenos y ahí se quedaron. De hecho, todavía iba a llegar un error grosero de Benzema en la salida de balón, con una pérdida de infantiles al dividir una pelota a la que no llegó Ramos, y Tello se presentó delante de Courtois para batirle en el mano a mano. Un puñal en el corazón de un Madrid horrible, al que no pareció importarle mucho el hecho de jugarse la Liga. Esta derrota deja a los blancos sin el liderato que tanto costó lograr en el Clásico. Menuda cagada.

Ficha técnica

Real Betis, 2 - Real Madrid, 1

Betis 2: Joel; Emerson, Bartra, Sidney, Alex Moreno (Pedraza 76’); Édgar (Rodríguez 72’), Guardado, Canales, Joaquín (Tello 65’); Fekir y Loren.

Real Madrid 1: Courtois; Militao, Varane, Ramos, Marcelo (Mendy 59’); Casemiro, Kroos (Mariano 68’), Modric (Valverde 79’); Lucas Vázquez, Benzema y Vinicius.

Goles: 1-0 Sidnei (39’), 1-1 Benzema (p. 45’), 2-1 Tello (79')

Árbitro: González González. Amonestó a Marcelo, Guardado

Estadio: Benito Villamarín.

 


Deja tu Comentario