2020-03-17 14:03 Real Madrid Por: Fede Peris

Florentino le da otra lección a Bartomeu con el Bernabéu

El Real Madrid mantiene las obras de remodelación del Bernabéu mientras el Barça se echa atrás con el Campo Nou y Bartomeu pide un segundo referéndum.



Florentino Pérez vuelve a darle una soberana lección a su colega Josep Maria Bartomeu. Mientras el Barça se echa para atrás con la ampliación del Camp Nou y Bartomeu propone un referéndum después de haber hecho ya uno, Florentino Pérez no se arredra con el coronavirus y mantiene el calendario para finalizar las obras de remodelación del Bernabéu. 

La actividad laboral se ha frenado en seco en toda España debido a la crisis sanitaria del coronavirus. Sin embargo, hay algunas actividades que siguen en pie, como es el caso de las obras del Santiago Bernabéu, que no se han paralizado pese a la amenaza del virus en el país y más concretamente en Madrid. El objetivo, que los plazos sigan como estaban previstos.



La situación que se vive actualmente en España es un tanto complicada debido a la amenaza total del coronavirus, que en cuestión de meses se hizo con nuestro país y logró que se cancelaran competiciones, la gente dejara de trabajar y que nadie pudiera salir de sus hogares exceptuando casos debidamente justificados.

Sin embargo, hay una actividad que no ha parado de funcionar en el país, y es que a parte de los supermercados, farmacias, bancos y gasolineras entre otras pocas cosas, la actividad obrera sigue con su trabajo, por lo que el Santiago Bernabéu sigue transformándose.

El estadio del Real Madrid no paraliza sus obras pese al coronavirus, muestra de que ni una pandemia podrá frenar el avance del nuevo estadio, aunque eso sí, se han dado a los trabajadores unas indicaciones con el fin de que se respeten los protocolos y evitar nuevos contagios.



Poco a poco, el terreno donde se construirá y colocará la cubierta retráctil definitiva empieza a ver sus frutos,  las torres B y C que dan a la fachada principal están quitándose, y las cuatro grúas presentes están terminando el desmontaje de la actual visera. 

Una obra que lleva su tiempo pero que empieza a ver sus frutos con el paso de los días  gracias a unos obreros que no paralizan su trabajo pese a la amenaza de una pandemia que tiene en pausa a todo un país.


Deja tu Comentario