2020-03-21 19:03 Real Madrid Por: Fede Peris

¡Peligra Sergio Ramos! Estas son sus dos condiciones para renovar

Florentino Pérez y Sergio Ramos vivirán un nuevo pulso en la negociación del último gran contrato de Sergio Ramos como profesional.



Sergio Ramos será uno de los grandes protagonistas del mercado de fichajes que está por venir. 

La rumorología sigue y el capitán de Camas vuelve a estar en boca de todos. ¿Renovará o se irá en busca de un contrato mejor? Llegó el momento de la verdad para el sevillano.



El defensor lanzó un órdago en el pasado verano, a través de su entorno, y el lío fue mayúsculo. Se le atribuyó una oferta desde China, totalmente inexistente, y tuvo que salir al paso, previa charla con Florentino Pérez, para arreglar el asunto.

Volverá a estar en el punto de mira. Los años no perdonan y su contrato hasta junio de 2021 deberá revisarse esta misma temporada. Él quiere revisarlo y el propio Real Madrid también está muy interesado en el tema, pero hay discrepancias (muy grandes) entre uno u otro.

Gran diferencia entre Ramos y Florentino

La primera gran diferencia pasa por el salario. Es obvio que Sergio Ramos debe ser el que más cobra de la plantilla, pero quiere dar un paso adelante. Cobra 15 millones de euros, a juicio del presidente, y esa es la misma cantidad que gana actualmente Gareth Bale.



El zaguero siempre mira con recelo el emolumento que gana el jugador de Cardiff y quiere asegurarse de ser el mejor pagado de la plantilla actual. Si llega Mbappé, como está claro, será otra historia y lo aceptará sin problemas.

El segundo caso de choque entre la directiva y capitán pasa por la cantidad de años en su renovación. El club le ofrece a Ramos un nuevo contrato hasta 2022, siguiendo su política de año en año a partir de la treintena de edad, y eso parece ser insuficiente, a juicio del propio futbolista andaluz.

Pepe o Cristiano ya salieron ‘escaldados’

Un cruce de opiniones que ya tuvo Pepe en su día, saliendo malparado, o que también tuvo que aguantar Cristiano Ronaldo hace un par de temporadas. No siempre salen bien los pulsos a la directiva y Ramos puede dar fe de haberlo visto.

Llegó el momento de la verdad, el momento en el que Sergio Ramos tendrá que decidir. Hay dos claras condiciones para que dicha renovación llegue a buen puerto próximamente. 

La primera pasa por aparcar los recelos y aceptar lo que te da el club: es decir, renovar hasta el 30 de junio de 2022 y en función del rendimiento volver a renovar a final de temporada hasta 2023. Como parte positiva del asunto.

Y la segunda, la negativa, pasa por lanzar un nuevo ‘pulso’. Tirar de ‘ego’ y volver a retar al club sabiendo el resultado final. Eso provocaría la salida del propio Sergio Ramos en el próximo mercado de fichajes y obligaría al Real Madrid a ir a por Koulibly, Virgil Van Dijk o De Ligt en una ventana de mucho movimiento en los clubes.


Deja tu Comentario