2020-05-09 12:05 FC Barcelona Por: Redacción MB

Primeras conclusiones: "Este Barça está para ganar la Liga y la Champions"

Han llegado como motos, mejor de peso y de fuerza física de lo que esperaba el cuerpo técnico.



Las primeras conclusiones en el FC Barcelona después del primer entrenamiento de sus jugadores después de dos meses de parón no pueden ser más optimistas: "Están mejor de lo esperado".

El cuerpo técnico comandado por Quique Setién esperaba encontrarse a una plantilla que en su regreso se mostrara al 30% de su real potencial físico. Y lo que se ha encontrado es a un grupo de jugadores que se ha cuidado durante el confinamiento y que ha llegado al 45% de sus posibilidades, un nivel mucho más alto que el que presentan, por ejemplo al volver de vacaciones.



Eso quiere decir que todo será más sencillo para recuperar la puesta a punto y reanudar la competición al límite. Hay que hacer frente a 11 partidos de Liga, la vuelta de los octavos de final de la Champions y lo que cuelgue de allí. Como mínimo, 12 partidos. Como máximo 17 partidos.

Setién los quiere poner como motos para que defiendan con uñas y dientes en liderato de La Liga. Y eso pasar por cumplir el objetivo marcado: ganar los 11 partidos que restan. Y reclama un esfuerzo extra para traer al Camp Nou la sexta Champions League, un título que no viste de blaugrana desde 2015. Y más este año en que el Real Madrid tiene pie y medio fuera de la competición, otra vez en octavos de final, gracias al estacazo quye el Manchester City de Guardiola le dio en el mismísimo Bernabéu.

¡Han llegado como motos!

Para hacernos una idea, el club dio deberes a los jugadores para mantener la forma en casa. Y se preveía un aumento de peso global de como máximo 2 kilos. Y los rexultados han dado que todos se han movido entre 0,5 y 1,3 kilos. Incluido Luis Suárez, a quien la prensa palmera de Florentino ha querido poner en el ojo del huracán para tapar las miserias de Eden Hazard.



El diario As apunta cómo fue el primer entrenamiento: "Durante el viernes los jugadores regresaron a la actividad de campo en una sesión individual que se alargó poco más de una hora. Enfundados en un chaleco con GPS, realizaron pruebas de velocidad, cambios de ritmo, ejercicios excéntricos e isómetricos y carrera continua, entre otros. Los primeros resultados reflejan que los jugadores se encuentran en un estado más que aceptable dadas las circunstancias: disminución resultado aeróbico (40%), pérdida de capacidad de esfuerzos repetidos (50%), pérdidas de propiedad del tendón (30%) y pérdidade fuerza y elasticidad muscular (45%)".

El objetivo ahora es alcanzar el 50% del potencial máximo de cada jugador durante los entrenamientos individualizados para intentar llegar al 85%, como mínimo exigible, para el día que se reanude la competición y acabar la temporada al 100% en los últimos y previswiblemente más decisivos partidos de la temporada.

 


Deja tu Comentario